Más artículos
La reconversión de las "big four": cómo la "vieron antes" y por qué festejan su transformación al mundo digital

La reconversión de las "big four": cómo la "vieron antes" y por qué festejan su transformación al mundo digital

La reconversión de las "big four": cómo la "vieron antes" y por qué festejan su transformación al mundo digital
El interés en la innovación por parte de las cuatro grandes auditoras las posiciona en un nuevo mercado. Cómo se prepararon para el nuevo contexto
Por Rocío Bravo
28.05.2020 06.07hs Innovación

La digital no es una era geológica, pero involucra una cuestión de supervivencia: las empresas que no se adapten pasarán a la historia, ya que no podrán satisfacer demandas cada vez más desafiantes de los consumidores.

Este mensaje fue interpretado rápidamente por las tecnológicas, que ya poseen su core digital, pero no han sido las únicas. En efecto, otro grupo de compañías de "otro palo" y de extensa trayectoria también abrazó rápidamente este paradigma y hoy celebran.

Se trata de las "big four", las cuatro empresas de auditoría y consultoría más grandes del mundo que, pese a ser legendarias y contar con más de un siglo de historia, han tenido la "gimnasia" y flexibilidad suficiente como para reconvertirse:

- Deloitte

- PriceWaterhouseCoopers (PwC)

- Ernst & Young (EY)

- KPMG

 

Si bien nacieron para resolver ciertas problemáticas clásicas de las empresas (como aspectos contables, auditorías, controversias legales y financieras), las cuatro grandes "la vieron antes", supieron reconvertirse y ahora prestan servicios digitales a todas aquellas compañías que quieren aggiornarse a los tiempos que corren.

Concretamente, pusieron en marcha diversas estrategias orientadas a brindar ahora consultoría en innovación. Una de ellas ha sido la adquisición de empresas especializadas en branding, marketing online y tecnología. Otra, por ejemplo, la de haber incorporado profesionales "4.0" para desarrollar sus propios equipos y herramientas.

En este sentido, Bill Thomas, CEO de KPMG Internacional, señala que su empresa desembolsará u$s5.000 millones en innovación y tecnología en los próximos cinco años para "acelerar la transformación digital". Sus rivales no quedaron detrás, y en Argentina también encendieron sus motores para convertirse en aliados fundamentales de firmas que deseen potenciar este camino.

Reconversión digital, paso a paso

A partir de las exigencias actuales del mercado, la necesidad urgente de digitalización ante el nuevo contexto que se impone para las firmas auditoras, las cuatro grandes iniciaron su "Plan 4.0".

"Los cambios en la forma de hacer negocios y la adaptación a la disrupción que generan las nuevas tecnologías son parte de los desafíos que cualquier empresa debe enfrentar para subsistir", señala a iProUP Martín Barbafina, socio de PwC Argentina, a cargo del área de Marketing y Comunicaciones.

El ejecutivo advierte que siempre debe primar la "necesidad de repensarse y transformarse. Las profesiones clásicas -como la contable, y en particular la de auditor- deben acompañar el proceso no solo brindando confianza a las organizaciones, sino también aportando valor".

Barafina indica que en los últimos años la organización incorporó un portfolio de servicios de alto valor agregado enfocado en estrategia y transformación digital. "

Venimos ayudando a los clientes a desarrollar el talento y las capacidades tecnológicas para la transformación de sus negocios y modelos operativos. También, en las nuevas formas de resolver problemas, focalizándonos en su experiencia y mejorando los rendimientos empresariales", explica.

En igual sentido, María Inés Del Gener, CEO Marketplace Cono Sur de de Deloitte, asegura a iProUP que la compañía también se ha transformado para adaptarse a la era digital: "Hemos realizado importantes inversiones tanto para apoyar a nuestros clientes en sus experiencias y transformaciones digitales como para operar internamente bajo un modelo digital".

Como parte del plan, Deloitte incorporó servicios de robótica, inteligencia artificial, cloud, analítica avanzada, ciberseguridad y metodologías ágiles. También modificó su modelo de entrega de servicios. "Se apalanca en la adopción de nuevas herramientas y tecnologías, produciendo y utilizando 'activos digitales' propietarios de Deloitte, que ayudan a generar valor", remarca la directiva.

Por su parte, Mario Barbieri, socio de Advisory de EY Argentina, afirma a iProUP que el propósito que se propone la compañía "es construir un mejor mundo de negocios". 

"Ante la velocidad actual de los cambios y las disrupciones tecnológicas, invertimos continuamente en innovación y capacitación para abordar el enfoque desde una perspectiva integrada de nuestras líneas de servicio de asesoría y consultoría, en donde lo digital no es un servicio adicional, sino inherente de todo lo que hacemos", añade.

Y agrega: "Vamos al mercado como un equipo, a través de líneas de servicio para ayudar a empresas a administrar la complejidad del cambio digital. Ya sea que estemos pensando en la estrategia corporativa, la cadena de suministro, la eficiencia fiscal, el back office, el riesgo y la gobernanza, o los muchos canales y experiencias digitales nuevos".

Para ello, la compañía trabaja en los siguientes puntos:

- Estrategia digital: asociada a los procesos de transformación

- Innovación: promueve la creación capacidades de incubación de nuevas ideas

- Experiencia: enfocada en desarrollar e implementar mejoras en la experiencia de usuario

- Operación: la innovación usada para optimizar procesos, automatizar y liberar recursos

- Confianza: que las compañías puedan gestionar los riesgos que implican los cambios y la utilización de nuevas tecnologías

Para Ariel Eisenstein, socio líder de Auditoría y Aseguramiento en KPMG Argentina, la sofisticación de la economía conlleva la aparición de nuevos negocios y formas de transaccionar que deben ser auditadas. "Estas situaciones representan desafíos que requieren de herramientas para el análisis de información y la incorporación de profesionales en los equipos de auditoría", completa.

Cuestión de datos

El cambio de paradigma que impone la revolución digital no sólo consiste en utilizar herramientas existentes, sino que las Big Four "aggiornadas" están invirtiendo fuertemente para crear las propias y así ofrecer soluciones diferenciales y personalizadas a sus clientes.

Por ejemplo, en KPMG Argentina desarrollaron Clara, una plataforma inteligente con capacidades de análisis masivos de datos a través de técnicas analíticas e innovadoras, que permiten a los equipos profesionales de la firma aprovechar la tecnología para analizar el 100% de una población, en lugar de aplicar técnicas de muestreo

"Utiliza inteligencia artificial y machine learning, lo que llevará a las auditorías ejecutadas por KPMG a un nuevo estadío de análisis, trabajando con una visión retrospectiva y prospectiva en aquellas industrias que así lo permiten", señala Eisenstein.

Además, el directivo confía que están "poniendo especial foco en todo lo relacionado al área de transformación e innovación digital y a los modelos de negocios operativos (robótica, ciberseguridad, inteligencia artificial, experiencia del cliente, análisis de datos)".

"Nuestro equipo de Digital Enablement posee capacidades relacionadas a Customer Experience, Intelligent Automation y Data & Analytics. Tenemos un enfoque multidisciplinario que combina un profundo conocimiento de las distintas industrias con nuevas habilidades y capacidades para ayudar a empresas a enfrentar desafíos y aprovechar oportunidades que el contexto plantea", agrega.

Por su parte, Barbieri, de EY, indica que poseen "muchas soluciones digitales que usamos internamente y para dar servicios a nuestros clientes, como EY Helix, nuestra plataforma global de análisis de datos que transforma la manera en que ejecutamos nuestros servicios de auditoría".

PwC también se esforzó en crear un centro de clase mundial que combina tecnología de última generación y un plantel de expertos altamente capacitados en Big Data, la nueva clave para crecer en los negocios. "El desafío más importante es el de permitir la predicción de comportamientos y, con ello, anticiparse a los hechos",  asegura Barbafina.

"Llegar primero genera una ventaja competitiva importante. Actualmente es imprescindible saber qué les gusta a los consumidores, cuáles son sus preferencias, estilos, comportamientos. Para, ello es clave el adecuado manejo y comprensión de los datos", añade.

Según los expertos, virar hacia lo digital y ampliar esa experiencia a sus clientes fue un gran acierto de las Big Four.

"Las compañías que ya habían priorizado su reconversión digital han sufrido menor impacto por la pandemia que otras que aún no han comenzado el proceso. Y, de cara a lo que viene, estarán mejor preparadas para enfrentar la 'nueva normalidad'", reflexiona.

"La disrupción digital seguirá impulsando todo tipo de cambios, de manera acelerada y con nuevas tecnologías que continuarán apareciendo en el horizonte", resalta Del Gener, de Deloitte.

Según la ejecutiva, "serán claves aspectos como la agilidad y resiliencia, la profundización de alianzas y la permanente incorporación de servicios apalancados en herramientas y tecnologías innovadoras, además de seguir captando y formando el mejor talento".

"En este contexto, las compañías se enfrentan al desafío de transformarse y avanzar aceleradamente hacia la era digital o quedarse en el camino", concluye.

Innovación en tu mail
Suscribite a nuestro newsletter y recibí diariamente las últimas noticias en economía digital, start ups, fintech, innovación corporativa y blockchain.
Lo más leído
Te puede interesar