El argentino que más sabe de cripto no duda: "Bitcoin solucionará las necesidades económicas de la región"

El argentino que más sabe de cripto no duda: "Bitcoin solucionará las necesidades económicas de la región"
Emprendedor por naturaleza, es una de las figuras "top" del ecosistema. Qué piensa sobre el futuro de las criptomonedas y el impacto en la región
Por Natalia Foletti
15.11.2021 19.00hs Economía Digital

Diego Gutiérrez Zaldivar es un pionero en el desarrollo de Blockchain y Bitcoin en América Latina, y tiene la particularidad de ser el único argentino en el paseo de la fama cripto o Hall of Fame, en donde comparte espacio con el creador de Bitcoin, Satoshi Nakamoto.

El año pasado, la revista Technology Innovators, lo incluyó en "Los 25 mejores CEO de Tecnología Blockchain 2020". Además, cofundó RSK Labs que contribuyó a que Bitcoin fuera totalmente programable al proporcionar contratos inteligentes.

También cofundó la ONG argentina Bitcoin,  que cuenta con más 30.000 miembros en su comunidad, y el primer Centro Bitcoin en Latam. Es presidente y cofundador de la ONG Bitcoin Latam, donde ayudó a crear una red de comunidades de Bitcoin con presencia en 9 países de la región y la Conferencia de Labitconf, que comenzó este lunes en El Salvador, con cobertura exclusiva de iProUP, en el que el emprendedor también será parte como orador.

Diego Gutierrez Saldivar, un emprendedor diferente
Diego Gutierrez Saldivar, un emprendedor diferente

Recientemente fue sido incluido en el Crypto Hall of Fame, una iniciativa que honra a destacados líderes empresariales y empresarios que, a través de su trabajo, han hecho una contribución significativa a la industria criptográfica, como Satoshi Nakamoto, Hal Finey, Nick Szabo, Vitalik Butterin y Adam Back, entre otros.

Básicamente, este argentino es un pionero de las cripto, pero también de Internet. En 1995, desarrollaba páginas web y ni bien pudo vislumbrar el nacimiento de Bitcoin y Blockchain decidió ser parte. Pero no solo un actor, sino un fundador.

"Cuando tenía 11 años empecé a programar. La mujer de mi papá, que era médica, había vivido en Houston en los Estados Unidos y estaba convencida que lo que se venía era la computación. Así que me invitó a hacer un curso, que era para adultos y yo era el único nene. Houston en los '80 era una ciudad muy futurista, y ya se veía la computación como el futuro. Ella abandonó el curso y yo seguí, obtuve el diploma. Mi tío me regaló la primera computadora que era una Commodore", detalla.

A los 17 años, en plena adolescencia, y en la búsqueda constante de lo nuevo, se animó a la fotografía digital. "Pensé  que era eso, también, era el futuro, lo que venía. Hacía columnas interactivas. Trabajábamos en los primeros monitores táctiles, les adaptábamos la primera capa porque venían de fábrica", recuerda. Fue en ese curso que conoció a un fotógrafo de Clarín, Julián Gallo, que lo invito a formar parte de la realización de la primera página web del matutino.

"En 1994, empecé a trabajar en la versión web diario, por motivación propia. Y como estaba buscando siempre el poder generar interacción, al principio la dirección no estaba muy de acuerdo, pero en 1995 lo lanzamos. Hice varias comunidades y como teníamos acceso al IALabs trabajamos mucho con hipertexto, cosas que hasta hoy son muy conocidas, pero en ese momento no estaban. Trabajamos mucho en la relación máquina-humano", rememora.

¿Qué significó ser parte del Hall of Fame?

Este reconocimiento lo que hace es poner a Latinoamérica en el mapa, ya que siempre hay una expectativa de que crezca la adopción en estos países. Por ejemplo, en África la tecnología fija nunca llegó a desarrollase y saltó la tecnología celular directamente. De alguna manera Bitcoin es el futuro de la economía financiera abierta.

Es el ecosistema financiero del futuro y Latinoamérica no logró nunca bancarizar a sus habitantes y va a saltar directamente  las critomonedas. Desde que comencé lo vi desde esa óptica, darle a Latinoamérica herramientas para los emprendedores.  

¿Cómo ve al ecosistema critpo en la región?

Hay que ver que se está creando un protocolo abierto. Hay diferentes bases, por un lado el sistema operativo abierto, que es lo que hacemos nosotros con AIB Labs, como cuando creamos la blockchain de RSK, de código abierto, que es una blockchain que es totalmente descentralizada, y creamos una capa base para poder habilitar los servicios financieros entre pares. Por una parte, hay todo un desarrollo de servicios financieros, dentro de RSK está Tropykus, por ejemplo.

Después lo que vemos es una capa integradora que es para el usuario final y en ese estadio estamos, con los pioneros como (la billetera cripto) Defiant, que va más allá del mundo cripto, va a pasar a los bancos, a las fintech y después lo que vamos a ver cómo etapa final es que los mismos Bancos van a tener que adoptarlos.

En general, siempre estuvieron atados en los bordes por las regulaciones pero responden a lo que es el desarrollo económico de cada país, no de su filial global. Muchos bancos quieren abrirse y están esperando dar ese paso. Después está es status quo que nos dice cómo uso esa herramienta para mantenerme, para desarrolarme.

¿Cómo ve a América Latina en comparación con Argentina respecto a los avances el legislación cripto?

Creo que hay un error de concepción respecto a lo que hay que legislar son las criptomonedas. En realidad, lo que hay que hacer es una estructura financiera abierta, como una nueva forma de operar, más como el activo, hay que ver cómo operar, ni siquiera hay que hacer una legislación nueva sino extender la regulación ya existente.

Históricamente, había certificación documental a los organismos, vos ibas con los certificados para hacer un trámite. Las blockchain son certificadoras documentales abiertas y lo que hay que hacer es que la legislación de las firmas digitales pueda aceptar una firma blockchain como una firma valida.

Con las criptomonedas es lo mismo: es un nuevo activo, ya está pasando, hay que entender el fenómeno. Vamos a tener acciones de empresas, toneladas de sojas. Hay que ver cómo incorporamos este fenómeno a nuestra vida.     

Diego Gutierrez Saldivar, el retrato de Hall of Fame
Diego Gutierrez Saldivar, el retrato de Hall of Fame

¿Cuál es su opinión sobre El Salvador como pionero en declarar a Bitcoin como moneda de curso legal?

En El Salvador está pasando algo muy positivo. Hay, también, detractores pero el proyecto no obliga a los ciudadanos a operar con Bitcoin. Si obliga a los comercios a aceptarlos, pero lo que son anti Bitcoin, que son una gran facción, y que sea de curso legal le quita mucho interés al dólar. Políticamente tiene un impacto, y más en una política que no tenía una soberanía monetaria.

La propaganda anti Bitcoin no es algo naif. De alguna manera es una amenaza al dólar, y hay intereses detrás. Muchas veces, las revueltas tienen por detrás operaciones políticas. Del lado de los bitcoiners son movimientos que no dejan indiferentes a nadie. Al legitimar, Bitcoin ahora tiene el aval para educar a la gente.

Además, está iniciativa abre la posibilidad a disparar el interés de otros gobiernos como Paraguay o Ecuador. Las economías no dolarizadas buscan darle curso legal porque se está viendo toda la actividad económica que trae. Más ahora que el Banco Mundial no quiso dar su aval a esta movida. La nueva economía mundial contraída sobre Bitcoin puede dar respuesta a las necesidades de los países emergentes, que es lo que pensamos de la ONG Bitcoin.

¿Qué nos preparará de nuevo Labitconf?

Cada vez que se hace una nueva entrega de Labitconf genera desarrollo de comunidad, y se suma a las startups que venimos haciendo. Para nosotros siempre es una herramienta de desarrollo, y también lo que buscamos es integración. Buscamos generar un puente, invitamos tanto a Andrea Antoponopulus, como a organismos oficiales. Y la gente puede elegir cual es el punto de vista que prefiere.

Además, vamos a estar participando con diferentes conferencias de networking y educativas, vamos a tener grandes charlas de principios básicos. Por un lado, lo más nuevo en desarrollo y por el otro vamos a hacer foco en la educación.

¿Qué desarrollos se podrán ver el año que viene en blockchain?

Para mí, el 2021 es el comienzo a la adopción de las cripto, pero es un proceso que va a durar una década hasta que se convierta en un sistema mainstream.

Ahora estamos viendo que la tecnología tenía que resolver ciertos problemas, que ya están resueltos, y falta que los usuarios puedan tomar las herramientas como hoy se usan los bancos o las fintech. No es tanto el desarrollo técnico sino de adopción, vamos a tener las primeras experiencias, del usuario con los sistemas descentralizados. Vamos a poder operar con criptos con una experiencia fluida.

Economía Digital en tu mail
Suscribite a nuestro newsletter y recibí diariamente las últimas noticias en economía digital, start ups, fintech, innovación corporativa y blockchain.
Lo más leído