Más artículos

El banco digital de Eurnekian ya tiene 22.000 clientes: qué ventajas ofrece Wilobank por dinero en caja de ahorro

El banco digital de Eurnekian ya tiene 22.000 clientes: qué ventajas ofrece Wilobank por dinero en caja de ahorro
Wilobank apuesta por la inclusión financiera, ya que la mitad de sus clientes no tiene historial crediticio. Pero avanza para ser el líder del sector
Por A. Girón y A. D'Agostino
14.12.2018 06.00hs Mundo Fintech

El sector fintech crece a pasos agigantados en la Argentina: se estima que ya hay 133 empresas que brindan servicios financieros puramente online en el país y registra una tasa de evolución anual de 110%.

Wilobank es uno de los referentes del sector y se promociona como el "primer banco digital" del país. Perteneciente a Corporación América, holding liderado por Eduardo Eurnerkian, ofrece a los usuarios una renta de 25% sobre los fondos depositados en su caja de ahorro.

Al mando del banco está Guillermo Francos, quien fue presidente del Grupo BAPRO entre 2007 y 2010. En diálogo con iProUP, el directivo reveló que ya cuentan con 22.000 clientes y esperan llegar a los 300.000 para 2020.

Wilobank hoy ofrece caja de ahorro, préstamos y tarjeta de crédito y planea lanzar más productos en los próximos meses. Como parte de su estrategia, apuesta para llegar a aquellos usuarios que no son tenidos en cuenta por la banca tradicional.

Mucha gente dice que ya tiene su "banco digital" porque entra al home banking, ¿cuál es la diferencia con Wilobank?

El home banking es un medio, no un banco digital. Es un concepto diferente en el que la relación con el cliente no es personal, sino que se comunica con una plataforma a través del celular.

Quien tiene home banking pasó antes por una sucursal, firmó un formulario, entregó datos. Pasó por varias oficinas e interatuó con mucha gente. Y cuando pida un crédito, se lo van a otorgar a una tasa maor. Y no le van a pagar nada por su dinero en la caja de ahorro.

La diferencia fundamental es que nosotros nacimos en la era digital. No tenemos los costos de un banco tradicional. Fui presidente del Banco Provincia, que tenía unas 400 sucursales y 10.500 agentes. Eso es un costo enorme que se apoya en el spread entre depósitos y préstamos, y las comisiones. El banco tradicional cobra por todas las operaciones.

¿Cuál es el diferencial con los bancos tradicionales?

Nos diferenciamos en muchas cosas. En primer lugar, conceptualmente: somos un banco con mucha tecnología y poca infraestructura física y recursos humanos. Nuestro costo es muy bajo, por eso podemos ofrecer productos más baratos. Y podemos remunerarle a sus clientes sus ahorros cautivos, algo que los otros bancos no pueden. Les damos el 25% en caja de ahorro de su dinero mientras lo tiene en el banco.

Eso generó que mucha gente transfiera fondos de sus cuentas a nuestro banco, porque donde le pagan el sueldo no le brindan una tasa como la nuestra. A fin de mes, tienen una suma que no hubieran tenido en la banca tradicional.

También somos un banco que no cobra comisiones. Eso no significa que en algún momento, por la situación de la Argentina, no nos veamos obligados a hacerlo. Hoy tenemos cero comisión por abrir la cuenta, por mantenerla, por la tarjeta de crédito ni por la de débito. Esa también es una innovación que otros bancos no tienen.

Además, nuestros productos comerciales son muchos más baratos que los de la competencia: cobramos una menor tasa de interés que el resto del sistema y cobramos menos tasa de interés por el financiamiento de la tarjeta de crédito.

¿Qué otros productos tienen en carpeta?

Acabamos de lanzar un crédito a a micropymes a través de un Seguro de Garantía o SGR con Garantizar. Y continuaremos con tarjetas de crédito para menores de edad, dentro de lo que establece el Banco Central.

También estamos trabajando en tarjetas para personas que no califican. Les otorgaremos un plástico con un límite pequeño y a riesgo del banco, con la posibilidad de que sea recargable por cuenta del cliente.

Creo que en el curso de los próximos meses iremos desarrollando nuevos productos en la medida en que nuestra plataforma lo permita y hayamos aprendido de nuestros usuarios. Tenemos grandes aspiraciones.

¿Cuáles son esas aspiraciones?

Somos muy optimistas respecto de las posibilidades de un banco como este, sobre todo en un país como la Argentina, que necesita instrumentos de inclusión financiera fuertes. Todos sabemos que hay mucha gente que no accede a los bancos y el financiamiento de la actividad privada es uno de los más bajos de Latinoamérica. Sin crédito, un país no crece.

Aspiramos a ser un instrumento para mejorar esta situación a partir de dos modalidades: fácilitar el acceso y asistir a sectores de menores recursos que no lo tienen. Los bancos a veces se resisten a ofrecer productos a clientes que no tienen antecedentes bancarios.

Nosotros no somos así. La mitad de nuestros clientes no tenía antecedentes bancarios. Igualmente analizamos, porque la regulación así lo exige. Pero somos muy abiertos a otorgar los instrumentos financieros básicos como la caja de ahorro y la tarjeta de débito a cualquiera de nuestros clientes.

¿Cuáles son las diferencias de costos entre un banco digital y otro tradicional?

Son absolutas. Wilobank opera hoy con 35 o 40 personas. Cuando crezcan los clientes, tendremos que ampliar nuestro datacenter propio. Pero la cantidad de personal que tendremos será 50 en lugar de 35.

Esas son las relaciones de nuestro banco. Quizás necesitemos gente para el desarrollo del producto, pero no para atender clientes. Manejamos todo electrónicamente.

¿Hay empleados las 24 horas?

Estamos desde las 9 hasta las 19. Pero tenemos un centro de atención al cliente que sí está las 24 horas. Usamos un sistema de mensajería que está todo el tiempo funcionando. Es mixto, entre bots y personal, donde las consultas más complejas las atiende una persona.

¿Qué tecnologías utilizan para la aceptación de los clientes?

Cuando ingresa un cliente a hacer un onboarding (incorporación a la plataforma), se disparan varios procesos. Uno es el de Veraz, que hace el score crediticio, como predicción de ingresos, lugar donde vive y otros parámetros que consideramos importantes.

Otro es la verificación de base negativa, para comprobar que no tenga problemas en el sistema ni esté sospechado de terrorismo o de lavado de dinero, algo que cumplimentan todos los bancos. Después lo aprobamos o no para un préstamo o tarjeta de crédito. Tarjeta de débito le damos a quien pida, siempre que no califique negativamente.

No cobran comisiones y dan intereses al saldo en caja de ahorro, ¿cómo monetiza Wilobank?

En primer lugar, somos un banco que da préstamos. Todavía no disponemos de un volumen positivo entre depósitos y créditos. Cuando tengamos 150.000 préstamos, el spread será similar al de los bancos tradicionales, pero nosotros estaremos abajo porque necesitamos una relación más baja.

Comisiones no cobramos, porque estamos en una etapa en la que tenemos que hacer conocer al banco. Después competiremos de la manera que encontremos.

La banca tradicional apela a descuentos, puntos y millas para mantener clientes. También a promociones especiales para capturar cuentas sueldo, ¿cuál es la estrategia de fidelización de Wilobank?

No nos interesan en particular las cuentas sueldo. El cliente viene a Wilobank porque le damos una buena tasa en su caja de ahorro. Podrá tener su cuenta sueldo en otro lado y enviar fondos a Wilobank o directamente tener su cuenta acá.

Vamos a hacer promociones como todas las entidades, en la medida en la que vayamos creciendo. No podemos hacer todo eso ahora porque los bancos pagan esos beneficios. Pero tenemos otros: somos un banco que tiene tarjeta contactless, que no es muy común en el mercado argentino.

Enterate lo último sobre economía digital, startups, fintech, innovación corporativa y blockchain