Más artículos
Últimas noticias
Ahora en portada
Últimas noticias

Ahora hasta la rueda del auto "piensa": uno a uno, los SUV y las pickups que te protegen con su "tracción inteligente"

Ahora hasta la rueda del auto "piensa": uno a uno, los SUV y las pickups que te protegen con su "tracción inteligente"
Desde ayudas para mejorar la adherencia, hasta sistemas inteligentes que dosifican potencia. Repaso por los sistemas que ofrecen los modelos más populares
Por Guillermina Fossati
08.10.2019 06.15hs Innovación

La categoría de los SUV o utilitarios deportivos es de las que más crece dentro de la industria automotriz. En realidad, forma parte de una tendencia que se da a nivel mundial.

Hoy día, casi todos los fabricantes tienen entre sus filas una opción de este tipo de vehículos. Las automotrices argentinas también apuestan a este segmento a pesar de que el mercado acumula un desplome en ventas del 45% en lo que va de 2019.

Dentro de la enorme variedad de modelos y versiones, hay una marcada distinción entre los de tracción simple (4x2) y doble tracción (4x4), si bien no es la única: también surge la clasificación entre los populares (como pickups), los más modernos y aquellos orientados al off road "light".

Un 4x4, ¿para qué?

En el imaginario colectivo, cualquier asistente de tracción, aunque sea simple -como es el caso del sistema Grip Control que ofrece Peugeot- suele ser mal emparentado con los sistemas de tracción de los modelos más avanzados. Esto puede derivar en algunos problemas de concepto:

- Por un lado, deducir que un vehículo es apto para caminos exigentes cuando en realidad no lo es. Muchas veces, los propios asesores de venta colaboran a esta confusión

- Por otro, que el interesado desista de las versiones integrales por falta de comprensión sin saber que, por ejemplo, no son sólo para "hacer barro", sino que pueden colaborar con el mejor desempeño y la seguridad en escenarios que no necesariamente tienen que ser off road

En base a ello, se detallan a continuación los principales sistemas de tracción que hoy se ofrecen como alternativa a la simple.

Tracción simple, pero reforzada

Una fórmula que le está dando buenos resultados a varias marcas consiste en ofrecer, dentro de su portfolio de modelos, versiones con asistentes de tracción. 

Esto se entiende como "ayudas" para que, en algún momento, las únicas dos ruedas que empujan el rodado (las delanteras en casi todos los casos) reciban una "ayudita" y al auto pueda salir airoso de zonas de barro, arena, pisos rebaladizos y hasta nieve. Es decir, nada que implique demasiada complejidad.

Uno de los primeros en ofrecer esta alternativa fue Fiat con su pickup pequeña Strada. Más precisamente con su versión Adventure que incluye sistema Locker. ¿De qué se trata? El diferencial radica en que le permite igualar la velocidad de giro de las ruedas delanteras, lo que le posibilita "zafar" de situaciones algo trabadas, sin llegar a ser un verdadero 4x4.

Otro sistema que se hizo popular es el denominado Grip Control de Peugeot, que brinda una optimización de la motricidad de las ruedas delanteras mediante un sistema de tracción integrado dentro del control de estabilidad (ESP). Es decir, controla el patinado, según condiciones de adherencia y transmite más potencia de motor al neumático de más agarre.

¿Cuándo se activa? No hace falta ser un experto en travesías para saberlo, ya que la perilla del Grip Control cuenta con los íconos de las diferentes posibles superficies:

- Estándar: para condiciones normales de conducción

- Arena: genera el patinado simultáneo de las dos ruedas delanteras motrices para avanzar sobre suelos blandos. Reduce el riesgo de quedar atascado (funciona hasta 120 km/h)

- Barro: actúa como diferencial de deslizamiento limitado. Asegura el arranque en condiciones muy deslizantes, al transferir el máximo de par posible en la rueda que cuenta con  la máxima adherencia (funciona hasta 50 km/h)

- Off: permite desactivar el ESP (hasta 50 km/h)

Philippe Blaise, experto en Grip Control de PSA, destaca a iProUP que la empresa apostó por desarrollar un sistema de tracción alternativo al 4x4 tras estudiar el uso que se hacía de la tracción total y las demandas de sus clientes.

"Modelos de otras marcas –agrega– venden el 80% de sus coches con tracción a las dos ruedas a pesar de tener versiones 4x4. Esto nos hizo pensar en diseñar un sistema como el Grip Control (patente exclusiva de PSA) que se ajusta más a lo que piden los usuarios que buscan entrar en el segmento SUV pero no piden tracción total". Algunos de los modelos que incorporan esta característica son el Peugeot 2008, que inauguró la moda, el 3008 y 5008.

Los sistemas que "piensan"

La doble tracción es un opcional que hoy ofrecen muchos SUV, pero de diferentes maneras. La mayoría de los modelos tiene tracción integral permanente, también conocida como tracción total.

Entre los chicos más populares ­–como Chevrolet Tracker, Ford EcoSport y Renault Duster– hay versiones de estas características, aunque también exhiben grandes diferencias.

- ¿Cómo "piensa" un Tracker?

 

El Chevrolet Tracker cuenta con sistema All Wheel Drive, que es del tipo "inteligente" o "a demanda". En modo normal, es tracción delantera. Y envía torque al tren trasero sólo cuando detecta pérdidas de adherencia.

- ¿Cómo "piensa" la Ford EcoSport?

La líder del segmento, Ford EcoSport, ofrece versiones con 4WD, que ahora sólo se combina con caja automática. Este sistema es de acople también automático.

En condiciones normales, funciona sólo con tracción delantera. Cuando se detectan pérdidas de adherencia en el tren delantero, se envía torque al eje posterior. No tiene bloqueo de 4×4 ni modos de manejo off-road.

Sus "permitidos" son algunas incursiones por la arena en el verano o zonas de ripio. Donde marca la diferencia la doble tracción es sobre pavimento mojado: aporta estabilidad y seguridad al vehículo.

- ¿Cómo "piensa" el Renault Duster?

 

Es el modelo que ofrece el sistema de tracción integral más competo. Ya lo viene usando la Duster 4WD SUV y ahora se sumó como alternativa a la Duster Oroch, la versión pickup.

Tiene un eje trasero de acople automático que se opera desde la perilla en la consola central. Además, cuenta con tres funciones:

- 2WD: el vehículo se mantiene en todo momento con tracción sólo en las ruedas delanteras

- Auto: una tracción integral latente, que envía torque a las ruedas traseras cuando detecta pérdidas de adherencia en el eje delantero

- 4WD Lock: bloquea de manera permanente la tracción en las cuatro ruedas (sin acoples ni desacoples constantes), repartiendo siempre el 50% del torque en cada eje y hasta una velocidad máxima de entre 40 y 60 km/h

Por encima de esa velocidad, el sistema pasa a "Auto" por una cuestión de seguridad. Una doble tracción permanente 50/50 es muy buena en terreno deslizante.

- ¿Cómo "piensa" el Jeep Renegade Trailhawk?

Dentro de la familia del Jeep Renegade, el que tiene todos los pergaminos de 4x4 es el Renegade Trailhawk. Al igual que la Fiat Toro, cuenta con una función llamada 4WD Low. Puede interpretarse que posee reductora o baja, por "low", pero no es así.

Lo que hace el sistema es arrancar siempre en primera marcha (normalmente, lo hace en segunda) y retener ese cambio hasta las 3.500 vueltas. Fue diseñado para superar obstáculos difíciles a muy baja velocidad, pero no es "Low".

Al igual que la Toro, posee un sistema 4WD Lock: bloquea la doble tracción hasta una velocidad máxima de 50 km/h para evitar que el sistema acople y desacople todo el tiempo. Esto permite avanzar con mayor confianza y capacidad de tracción sobre terrenos difíciles.

Un diferencial es la tecnología Select Terrain de Jeep. Utiliza sensores de frenos ABS y controles de estabilidad, de tracción y de descenso para cambiar parámetros de intervención y permitir cierto grado de patinamiento de los neumáticos. Hay un programa diferente para cuatro terrenos: nieve ("Snow"), arena ("Sand"), barro ("Mud") y piedras ("Rock").

Los 4x4 de pura cepa

En esta categoría se ubican especialmente las pickups. Son las verdaderas todoterreno cuya tracción se conecta o desconecta de forma manual, de acuerdo con las necesidades del suelo.

Mediante una perilla, que es diferente según la marca y el modelo, se elige 4x2, 4x2 alta y 4x4 baja.

 

Son las más preparadas para atravesar cualquier superficie, especialmente en la función baja, la cual no es recomendable para andar en ruta, por lo que será necesario recordar desconectarla en estos casos.

Todas las pickups medianas cuentan con esta opción y son las que, generalmente, se someten a las pruebas más extremas, tanto en barro como en arena.

Elección de compra

Una vez evaluadas todas las propuestas, el consumidor tomará la decisión de compra más conveniente de acuerdo al uso del vehículo y sus necesidades. 

El primer factor a evaluar es por dónde se circulará con el SUV o la pickup, ya que muchos compradores no la usan únicamente para trabajar sino también para recreación, vacaciones y entretenimiento, como por ejemplo circular por médanos.

Otra cuestión a tener en cuenta es el precio, ya que las 4x4 tienen una gran diferencia frente a las 4x2, motivo por el cual la mayoría de las ventas son con tracción simple.

Así, el mercado ofrece varias opciones y propuestas para elegir. Se anticipa un futuro cada vez más variado y completo gracias a los múltiples modelos que se siguen incorporando.

Innovación en tu mail
Suscribite a nuestro newsletter y recibí diariamente las últimas noticias en economía digital, start ups, fintech, innovación corporativa y blockchain.
Más sobre Innovación
Te puede interesar
Recomendadas