Furor por las las app que comparan precios: cuáles son las más usadas y cómo ahorrar hasta 40% en alimentos

Furor por las las app que comparan precios: cuáles son las más usadas y cómo ahorrar hasta 40% en alimentos
Usando cualquiera de ellas, combinándolas y sumando promociones bancarias, los consumidores pueden pagar hasta un 40% menos por un producto
Por Sol Drincovich
10.02.2022 06.15hs Innovación

El 2021 cerró con una inflación acumulada superior al 50%. La cifra del INDEC no hizo más que ponerle un número a la realidad de millones de argentinos que vieron prácticamente pulverizados sus ingresosEl avance de los precios fue implacable, con incrementos en rubros clave como Alimentos (50%), Salud (52%), Indumentaria (64%); Transporte (58%) y Educación (56%).

Las paritarias se ubicaron entre un 30% y 50% según el gremio. Si bien en algunos casos superaron el índice inflacionario, en general no alcanzaron para mejorar los salarios devaluados de las familias argentinas, que al menos necesitan $76.000 por mes para no caer en la pobreza.

Para aliviar la situación, hubo medidas del Gobierno que intentaron ponerle un freno a la inflación. Por el lado de los bancos, muchos salieron a ofrecer promociones y reintegros que sirvieron de alivio para el bolsillo.

Sin embargo, cómo en todas las crisis, la innovación, el ingenio y la capacidad de "rebusque" suelen traer soluciones muchas veces más efectivas. De esta forma, tomaron fuerza diferentes apps que permiten ahorrar hasta un 40%, ya sea encontrando el precio más barato o recibiendo cashbacks, incluso en criptomonedas.

El mejor precio

Lita de Lazzari fue una gran "influencer" para millones de amas de casa preocupadas por la economía doméstica y popularizó en los '90 la frase "Camine, señora, camine" para hallar los mejores precios.

Pasaron más de 30 años y hoy la tecnología permite resolver infinidad de cuestiones. Comparar precios desde el teléfono es una, como la solución que ofrece la app Comprando

  • El consumidor entra desde el celular
  • Busca un producto ingresando su nombre o escaneando el código de barra con la cámara
  • En segundos obtiene los precios de referencia y dónde adquirirlo, resaltando en verde el más económico

La app ya tiene más de 70.000 usuarios activos, recibe 2,5 millones de consultas al mes y en 2021 cerca de 21 millones de argentinos la usaron para buscar precios. Desde la compañía aseguran que ahorran hasta un 40%, en función del producto y las promociones, pero en compras de más unidades de un mismo artículo pueden pagar hasta un 40 u 80% menos.

La aplicación releva información de los programas Precios Claros y Precios Cuidados, y supermercados y comercios. Contempla la lista de 15 cadenas de supermercados de todo el país.

Matías Ezequiel Boyano, cofundador de Comprando, indica a iProUP que a partir de las reseñas de los consumidores, se van sumando nuevos supermercadistas: "Con Comprando ganan todos. El usuario final, que tiene más importes de referencia para evaluar, y el comerciante, que quizá no cuenta con una estructura para tener una plataforma propia y, a través de nuestra app, puede ofrecer a mucha gente la visualización de sus precios", suma Boyano.

Las apps comparadoras de precios permite saber dónde están los productos más baratos
Las apps comparadoras de precios permite saber dónde están los productos más baratos

Dónde Compro es otra de las apps comparadoras que se desprenden de la plataforma de Precios Claros. Las personas buscan los precios más convenientes, manualmente o escaneando el código de barras. A partir de la ubicación que se obtiene del GPS, devuelve el valor del producto de los comercios más cercanos.

"Es un proyecto hecho con ánimo de ayudar y no tan pensado en hacer un gran negocio. Me gusta desarrollar aplicaciones útiles y que la gente las pueda usar", suma Kevin Furman, CEO de Dónde Compro. La aplicación ya tiene más de 33.000 descargas. ofrece como diferencial conseguir rebajas en productos "caros", como vinos y trazar un recorrido para ahorrar al adquirir en más de un local los productos de una "lista de mandados".

Te devuelven plata por comprar

El año pasado llegó al país la aplicación Gelt, que ofrece reintegros al comprar ciertos productos. Su funcionamiento es simple:

  • Todos los viernes se renueva la lista de productos de supermercados y farmacias
  • Cada artículo indica precio y el monto que será reintegrado
  • El usuario compra en los comercios habilitados desde cualquier vía: local físico, sitio web o app de delivery
  • Le toma una foto el ticket con la app, el robot de Gelt chequea los datos y dentro de las 48 horas acredita el cashback
  • Al acumular 1.000 pesos, se puede extraer con una orden desde un Rapipago o cajero automático: no hace falta cuenta bancaria

Gelt explica su modelo de negocios sin rodeos. "Brindamos a las marcas datos de consumo, anonimizados y protegiendo la privacidad. Ellas pagan por eso a los consumidores, porque entienden que la data vale", confía a iProUP Pablo Rubino, gerente de Marketing de Gelt Argentina.

Algunos de los datos que Gelt ofrece a las más de 30 marcas con las que trabaja son: el ticket promedio, género de las personas, si tienen hijos o cómo combinan sus productos, entre otros. La mayoría de los artículos promocionados le cuestan al cliente un 20 o 30% menos. Incluso, hay compañías que buscan incentivar el consumo de sus productos y reintegran el 100% del valor.

Además, estos reintegros son acumulables, por lo que los usuarios también pueden aprovechar los descuentos que ofrezca el supermercado y las promociones bancarias.

Gelt ofrece reintegros al comprar productos en los principales supermercados
Gelt ofrece reintegros al comprar productos en los principales supermercados

La cantidad de unidades permitidas de cada artículo se limita según la marca. En algunos casos se permiten hasta 30. En promedio, los usuarios reciben $1.000 por mes pero no hay topes: hubo casos excepcionales en el que clientes llegaron a retirar $30.000. Desde su desembarco en el país en marzo de 2021, Gelt tiene casi 1 millón de usuarios y lleva entregados $90 millones.

Gelt está pensada para el ciudadano de a pie, incluso si no está bancarizado. "Nuestro principal objetivo es que extraiga el dinero, porque significa un mayor número de redenciones y nos permiten cumplir con los objetivos de las marcas, que son nuestros clientes. Además, notamos que permite hacer una diferencia para llegar a fin de mes y es un ahorro genuino", resalta Rubino.

El ejecutivo remarca que estos modelos están tomando cada vez más fuerza y anticipa que en Gelt planean incorporar segmentos como ecommerce, agencias de viaje o casas de deportes.

Comprar con tarjeta y recibir criptomonedas

Dentro del ámbito cripto, hay dos compañías que ofrecen reintegros en moneda digital por cada compra con sus tarjetas: Buenbit y Lemon.  A partir de una Mastercard prepaga internacional, que no tiene costo de activación ni de mantenimiento, Buenbit ofrece un retorno del 2% en criptomonedas sobre las operaciones realizadas con la tarjeta, ya sea en su formato virtual o físico.

Los usuarios pueden adherir servicios al débito automático, pagar plataformas de streaming, efectuar compras en cualquier comercio físico u online del mundo adherido a la red Mastercard, con un límite máximo de cashback de $10.000 por mes.

Además, realizan acciones promocionales en los que ese reintegro puede ampliarse al 3 o 4%, se pueden combinar los descuentos que haga Mastercard y también acceder a rebajas en locales adheridos al programa de lealtad Club BuenBit.

La tarjeta se complementa con la posibilidad de invertir en stablecoins (monedas de valor fijo) atadas al dólar para obtener rentabilidad. De esta manera, quienes tengan una cuenta en Buenbit pueden, por ejemplo, transferir su sueldo, activar el producto de inversión comprar criptomonedas estables como DAI y generar intereses de entre el 12 y el 15% anual.

Buenbit ofrece una tarjeta Mastercard que devuelve el 2% de todas las operaciones
Buenbit ofrece una tarjeta Mastercard que devuelve el 2% de todas las operaciones

Matías Alberti, country Manager de Argentina en Buenbit, señala a iProUP que, en este contexto inflacionario, las personas ingresan a la plataforma de una manera muy simple, cambian sus pesos a stablecoins, ganan intereses todos los días. Además, usan el saldo para comprar con la tarjeta y reciben el 2% de cashback en cripto.

"Tenemos mucha demanda y el plástico está impulsando nuestro crecimiento. Para nosotros lo importante es que este producto, que permite estos beneficios, sea un complemento del ecosistema de servicios de Buenbit, donde el poder está en el combo de tarjeta e inversión", agrega.

La otra opción para usuarios de criptomonedas es la Lemon Card, una Visa contactless que permite pagar tanto en pesos o criptomonedas, en cualquier comercio físico u online del mundo que acepte Visa.

Para utilizarla, el usuario debe tener fondos (pesos o criptomonedas estables como DAI o USDT) en su cuenta de Lemon Cash y recibe el 2% de la compra total en Bitcoin, que a su vez generan ganancias del 3,5% anual automáticas todas las semanas. Durante el primer mes en funcionamiento, sumaron más de 100.000 usuarios y devolvieron más de $4 millones.

La tarjeta de Lemon también permite recibir 2% de reintegro por las compras en tiendas físicas y online
La tarjeta de Lemon también permite recibir 2% de reintegro por las compras en tiendas físicas y online

"Uno de los mayores atractivos de la tarjeta es el cashback en Bitcoin del 2%. Es una forma de ir ahorrando con cada compra en la moneda del futuro", confía a iProUP Franco Bianchi, de Lemon.

Belo es otra de las firmas que está preparando su Mastercard prepaga con una promo agresiva: promete reintegros de hasta el 21%. El plástico será entregado en forma escalonada a los 20.000 argentinos que están en lista de espera.

La inflación seguirá siendo un problema, al menos en el corto plazo. En ese escenario, las aplicaciones tienen un futuro prometedor ofreciendo descuentos para aliviar el bolsillo de los argentinos.

Innovación en tu mail
Suscribite a nuestro newsletter y recibí diariamente las últimas noticias en economía digital, start ups, fintech, innovación corporativa y blockchain.
Lo más leído