La nueva regulación del BCRA potencia el desarrollo del open banking

La nueva regulación del BCRA potencia el desarrollo del open banking
Damián Luzzi, CXO de Flexibility, analiza la nueva regulación del Banco Central y cómo se modifica con la llegada de las transferencias 3.0
Por Damián Luzzi*
29.06.2022 18.11hs Economía Digital

La nueva normativa 7514 del Banco Central de la República Argentina (BCRA) transforma la lógica de las billeteras digitales (CVU), que deben ser precargadas para luego poder utilizarse, porque ya no sería necesario ese paso.

Esta medida abre el juego a todos los actores por igual, depende de cada uno aprovechar el dinamismo que tiene el sector para potenciar su modelo de negocio.

La competencia entre bancos y fintech no solo pasa por el saldo que los clientes mantienen en sus cuentas bancarias o billeteras, sino por gestionar de forma eficiente los tres aspectos fundamentales e históricos de las finanzas:

1- Pagos: dinero "en tránsito" que genera comisiones a favor del banco o billetera

2- Inversiones: dinero excedente del cliente

3- Préstamos: para cubrir una necesidad de dinero

En los dos últimos casos, la ganancia pasa principalmente por el spread financiero.

A fines de 2021, el BCRA dispuso que los saldos de las billeteras en cuentas a la vista en entidades financieras quedarán inmovilizados en el banco.

No se puede obtener ganancia (por spread) por dejar ese dinero en cuentas bancarias, y a excepción de las que colocan el dinero en fondos de inversión, las más afectadas son las billeteras pequeñas.

Más allá de rememorar lo sucedido, la competencia siempre estará en la adopción y masificación del uso de las billeteras, y para eso es necesario combinar de forma adecuada la experiencia y los beneficios.

Dentro de las billeteras con mayor adopción, el camino natural es desarrollar otras verticales, por ejemplo, soluciones de adquirencia para comercios, y de esa manera monetizar aún más su modelo de negocios. Es algo complejo en un mercado y contexto tan competitivo.

Esto favorece al ecosistema, al facilitar las operaciones de los usuarios y avanzar en el open banking. Es un primer paso, en el cual se comparten saldos y funcionalidades de pago entre todos los actores del ecosistema (bancos y fintech).

El paso siguiente sería avanzar sobre la apertura de la información transaccional de los usuarios.

Ventajas de un socio que permita el "time to market" en poco tiempo

Cuando la única certeza es el cambio permanente de las reglas del juego, la inteligencia del sector financiero está en redefinir la relación con sus clientes digitales, migrando de una experiencia de usuario masiva a una interacción personalizada, informativa y de calidad.

Quienes sepan utilizar la tecnología y los servicios disponibles tendrán una ventaja competitiva sobre el resto.

Por este motivo es extremadamente importante tener un "socio" tecnológico que permita llegar a tiempo con los cambios que plantea el mercado, potenciando las propias capacidades mientras cada actor se enfoca en mantener el nivel de actividad de sus usuarios, en captar nuevos y monetizar de forma inteligente su negocio.

El impacto en los usuarios

Esta medida favorece al ecosistema de pagos, por lo tanto, a los usuarios, algo que se potenció con la implementación de Transferencias 3.0 que ha sido la piedra angular para la interoperabilidad en los pagos.

Esta nueva medida del BCRA acentúa el camino hacia un sistema abierto en el funcionamiento de entidades financieras y billeteras digitales bajo una única interfaz de usuario y múltiples actores en el backend, brindando servicios financieros, algo que potencia fuertemente el concepto de finanzas embebidas en cualquier vertical de negocio.

  

*Por Damián Luzzi, CXO de Flexibility

 

Economía Digital en tu mail
Suscribite a nuestro newsletter y recibí diariamente las últimas noticias en economía digital, start ups, fintech, innovación corporativa y blockchain.
Lo más leído