¿Por qué las empresas quieren tener su propio "lote digital" en el metaverso?

¿Por qué las empresas quieren tener su propio "lote digital" en el metaverso?
Pueden llegar a gastar millones de dólares con tal de tener un terreno en una realidad paralela en la que ven el futuro del comercio
Por iProUP
12.01.2022 12.07hs Economía Digital

Nadie sabe a ciencia cierta cuanto se pueda expandir Metaverso. Lo que sí se sabe es que las empresas están invirtiendo miles de dólares para adquirir un terreno en una tierra que es ficticia.

La consultora Price Waterhouse Coopers se encuentra entre las últimas firmas en entrar en el mercado inmobiliario de The Sandbox, una de las plataformas de mundos virtuales en las que la gente puede socializar, jugar o acudir a conciertos.

Otra de las plataformas que está incursionando es Metaverse Group, una empresa de bienes raíces enfocada en la economía del metaverso, compró supuestamente un terreno en Decentraland, otra plataforma virtual, por u$u2,43 millones.

Según el comprador, el espacio se utilizará para realizar eventos de moda digital y vender ropa virtual para avatares, otra área potencial de crecimiento en el metaverso.

¿La ciudad del futuro?
¿La ciudad del futuro? Los terrenos pueden llegar a valer u$u2,43 millones

Aunque las propiedades virtuales no proporcionan refugio físico, existen algunos paralelismos como, por ejemplo, al comprar bienes raíces virtuales podría construir en ellos o invitar a amigos a visitar la construcción, o simplemente personalizarla.

Los tecnólogos predicen que el metaverso madurará hasta convertirse en una economía en pleno funcionamiento en los próximos años, además de una experiencia digital sincrónica tan ligada a nuestras vidas como lo están ahora el correo electrónico y las redes sociales.

¿Cómo son las transacciones?

Las transacciones en el mundo virtual generalmente se monetizan utilizando criptomonedas. Aparte de las criptomonedas, los NFT son el método principal para monetizar e intercambiar valor dentro del metaverso.

Para garantizar que los bienes raíces digitales tengan valor, la oferta es limitada, un concepto en economía llamado "valor de escasez". Por ejemplo, Decentraland se compone de 90.000 piezas o "parcelas" de tierra, cada una de aproximadamente 50 pies por 50 pies.

El valor de los bienes raíces virtuales sigue en aumento constante. En junio de 2021, un fondo de inversión en bienes raíces digitales llamado Republic Realm supuestamente gastó el equivalente a más de u$s 900.000 para comprar un NFT que representa una parcela en Decentraland.

Según DappRadar, un sitio web que rastrea los datos de ventas de NFT, fue la compra más cara de terrenos NFT en la historia de Decentraland.

La realidad por medio del entorno virtual será parte de la cotidianidad
La realidad por medio del entorno virtual será parte de la cotidianidad

Pero luego, en noviembre de 2021, el Grupo Metaverse compró su terreno en Decentraland por u$s2,4 millones. El tamaño de esta compra fue en realidad más pequeño que el anterior: 116 parcelas de tierra en comparación con 259 compradas por Republic Realm.

No es solo que Decentraland esté viendo apreciaciones. En febrero de 2021, Axie Infinity vendió nueve de sus parcelas de tierra por el equivalente a u$s1,5 millones, un récord, resaltó la compañía, antes de que una parcela de tierra se vendiera por u$s2,3 millones en noviembre de 2021.

Si bien los valores suben de forma exponencial, es importante reconocer que la inversión inmobiliaria en el metaverso sigue siendo extremadamente especulativa. Nadie puede estar seguro de si este auge es el próximo negocio o la próxima gran burbuja.

Economía Digital en tu mail
Suscribite a nuestro newsletter y recibí diariamente las últimas noticias en economía digital, start ups, fintech, innovación corporativa y blockchain.
Lo más leído