"Gemelos virtuales": así es la revolución médica que busca curar la epilepsia y el Alzhéimer

"Gemelos virtuales": así es la revolución médica que busca curar la epilepsia y el Alzhéimer
Expertos coinciden en que el próximo gran salto cualitativo en investigación médica y la salud en general vendrá de mano de los gemelos virtuales.
Por iProUP
15.06.2021 17.25hs Economía Digital

La pandemia global de coronavirus COVID-19 situó al sector sanitario en el punto de mira de la sociedad y así logró agilizar un necesario proceso de transformación digital que se prolongará hasta después de la ansiada vuelta a la normalidad.

En este contexto, la tecnología juega un papel destacado para acelerar la revolución que toma el campo de la investigación médica.

Nuevos retos

Estas nuevas tecnologías contribuyen a que la medicina afronte con éxito los nuevos retos que plantea la realidad. Por ejemplo, al llevar a cabo una atención a los pacientes mucho más personalizada y sostenible. Sin embargo, a pesar de los increíbles avances médicos de los últimos años, todavía queda mucho por aprender acerca del cuerpo humano.

 

Expertos coincidieron en que el próximo gran salto cualitativo en investigación médica y la salud en general vendrá de mano de los gemelos virtuales: réplicas digitales de la realidad, en su apariencia y en su comportamiento, impulsados por tecnologías de virtualización y colaboración de última generación.

Esta tecnología, que desarrollan empresas como Dassault Systèmes con su plataforma 3DEXPERIENCE, ya se usa en diferentes industrias, y permite experimentar en réplicas antes de efectuar cambios en el mundo real. Aplicado al mundo de la medicina, se puede reproducir con éxito el funcionamiento de órganos tan complejos y sofisticados como el corazón o el cerebro humano.

Proyectos en marcha

Los gemelos virtuales propician una auténtica revolución en la medicina, tanto en el ámbito del diagnóstico como en el del tratamiento. Al usur las tecnologías más vanguardistas como el big data, la inteligencia artificial, la colaboración en la nube y las soluciones de simulación, la plataforma 3DEXPERIENCE se convirtió en un poderoso aliado en el desarrollo de modelos complejos que ayudan a comprender mejor el funcionamiento de órganos vitales y a experimentar con ellos sin poner en riesgo al paciente.

Existen varios proyectos muy innovadores impulsados por la plataforma, como el "Proyecto Corazón Vivo", que crea simulaciones virtuales de corazones humanos para ayudar a combatir las enfermedades cardiovasculares.

También el "Proyecto Cerebro Vivo" en el que, con el desarrollo de un modelo de cerebro que recoge las conexiones neuronales y las activaciones de las diferentes áreas en función de estímulos concretos, se pretende impulsar el avance en el estudio y tratamiento de enfermedades como la epilepsia o el Alzhéimer.

 

"Para una organización como Dassault Systèmes, que conjuga arte, ciencia y tecnología con el fin de impulsar el progreso humano, existe una relación muy estrecha entre lo real y lo virtual, en el sentido de que cuanto mayor es nuestro conocimiento del mundo y de la vida que lo habita, más necesario se hace encontrar nuevas formas para representarlo, estudiarlo y tratar de mejorarlo", explica Nicolas Loupy, director general para España y Portugal de Dassault Systèmes.

Los gemelos virtuales también permiten lograr una simulación perfecta y desarrollar los materiales orgánicos necesarios que permitan crear órganos artificiales que no sólo funcionen correctamente y cumplan su cometido, sino que se amolden perfectamente a las necesidades concretas de un sujeto determinado.

Esta tecnología también es un apoyo muy importante en la investigación farmacológica. Hasta ahora, el desarrollo y la producción de medicamentos se vinculó principalmente al mundo físico.

Actualmente, gracias a sus capacidades para la colaboración de equipos en los procesos de investigación y desarrollo, pero también al uso de modelos y simulación virtual, los gemelos virtuales facilitan que la industria farmacéutica elabore predicciones acerca de los efectos biológicos de los distintos tratamientos, allanando el camino hacia una medicina cada vez más personalizada.

Fuente: elobservador.com.uy