Más artículos

Querían que cualquiera invierta en inmuebles y crearon una plataforma para hacerlo y ganar en dólares

Querían que cualquiera invierta en inmuebles y crearon una plataforma para hacerlo y ganar en dólares
Con la idea de "democratizar" el acceso a estas inversiones, la firma busca que cada vez más personas se sumen a este tipo de herramientas
Por Juan Silvestrini
19.11.2020 10.28hs Startups

¿Cuántas veces soñaste con abandonar el trabajo de oficina, con sus horarios y reglas, y poder vivir del dinero que generan tus ahorros? Con la aparición de nuevas alternativas de inversión, que empiezan a democratizar el acceso a herramientas financieras, acercarse a este objetivo es cada vez más real.

Las barreras económicas y técnicas que alejaron durante años a los pequeños inversores están siendo derribadas gracias a distintas plataformas innovadoras.

Uno de los rubros que está abriendo sus puertas a los ahorristas es el de los inmuebles. En la Argentina, acceder a una propiedad es cada vez más complejo, especialmente porque están cotizadas en dólares y, con la constante devaluación, es sumamente difícil poder hacerse de "algo propio".

"Luego de muchos años de trabajo como estudio de arquitectura, empresa desarrolladora y constructora, notamos que muchas personas querían ingresar en el negocio de la inversión en ladrillos pero no había productos más económicos para hacerlo", cuenta a iProUP el arquitecto Víctor Zabala.

asd
"Notamos que muchas personas querían ingresar en el negocio de la inversión en ladrillos pero no había productos más económicos para hacerlo", comenta Zabala

Con esta problemática entre ceja y ceja, Zabala fundó en 2016 Sumar Inversión, una plataforma de crowdfunding inmobiliario en donde los usuarios pueden invertir en ladrillos a partir de u$s 1.000 y que promete una renta variable entre el 10% y 12% en dólares.

"Diseñamos un sistema donde la gente podía invertir en arquitectura de calidad con tickets equiparados al valor de una cochera, es decir, en principio eran módulos de u$s25.000, luego con la experiencia fuimos bajando esos mínimos hasta alcanzar hoy los u$s1.000", cuenta.

Consciente de que el contexto no ayuda para la inversión en dólares, la empresa está trabajando para que los ahorristas puedan sumarse a partir de los u$s 100, inclusive pagarlos en pesos mediante tarjeta de crédito: "De esta forma consolidamos un sistema continuo de ahorro en dólares respaldado por ladrillos".

Negocio para todos

La idea de la empresa es simple: que cada vez más personas se sumen a este tipo de herramientas. Para eso, se ocupan de cada uno de los detalles que componen el negocio hasta la finalización de las construcciones.

"Somos una empresa integral que nos responsabilizamos de todo el proceso, es decir no solo comisionamos por nuestra intermediación", comenta Zabala y agrega: "Además,  brindamos la posibilidad de invertir ahorros en activos inmobiliarios bajo el concepto de que el ladrillo es resguardo de valor en el tiempo y lo más importante la diversificación del capital para minimizar riesgos". 

En palabras de su CEO este formato, llamado crowdfunding, "viene a democratizar el mercado de las inversiones inmobiliarias y a federalizarlos, ya que cualquier persona del país puede participar mediante nuestra plataforma y controlar el avance de las obras desde la app o web".

 

Con una inversión inicial de u$s 20.000 y una ronda de inversión en curso, la plataforma pudo comenzar a operar y ya financió 970 "módulos", recaudó u$s 2.4 millones, terminó 9 proyectos de construcción y tiene otros cuatro en curso. 

"Nuestros primeros inversores fueron aquellos que venían participando de varios proyectos propios y les interesó la idea de la diversificación de su capital para minimizar riesgos e intentar mejorar sus rentas", cuenta el fundador.

El perfil de sus usuarios actuales son "gente joven y pequeños ahorristas o inversores" que ingresan a partir de los módulos más chicos. Hoy, el 70% de los inversores participan en este segmento, con una colocación promedio de u$s 5.000, el 30% restante participan de los módulos u$s 10.000 y U$s25.000, este último el original que le dio vida a la idea en los comienzos.

Lo que viene

En un contexto duramente golpeado por la pandemia y a inestabilidad económica del país, la empresa adoptó rápidamente el trabajo home para su operatoria diaria. Sin embargo, con la construcción frenada, la firma se dedicó a "brindar educación financiera, consolidar la marca y conocer aún más el negocio",

"En cuanto al desarrollo de las obras nos afectó en los tiempos de avance, pero ya estamos regularizando estos temas puesto que hace poquito nos habilitaron a volver a trabajar adaptándonos a los protocolos correspondientes", cuenta el CEO. 

Respecto a su mercado, el arquitecto asegura que hay una "tendencia creciente" de los inversores a participar en este tipo de propuestas disruptivas, que se enmarcan dentro de un mercado más tradicional: "Es una excelente forma de invertir los ahorros y resguardarlos de los diferentes riesgos que existen en nuestro país".

 

De cara al futuro cercano, la compañía está por lanzar una actualización del sitio web, que incluirá la baja de los tickets de ingreso a módulos de u$s100

"Esperamos con esto poder brindarle a los pequeños inversores y ahorristas la posibilidad de dolarizar su dinero y respaldarlos en ladrillos", cuenta Zabala y agrega: "Nos imaginamos que una persona pueda decidirse ahorrar esto por mes y que lo pueda aportar mediante la tarjeta de crédito y en pesos. Es una manera también de cuidar sus ahorros". 

Por último, adelanta que está pensando "tres conceptos" que llegarán en breve a  su plataforma: "Como anticipo puedo decirles que son ‘Invertí en ladrillos’, ‘Se dueño’ y ‘Viví de rentas’".

Startups en tu mail
Suscribite a nuestro newsletter y recibí diariamente las últimas noticias en economía digital, start ups, fintech, innovación corporativa y blockchain.
Lo más leído