Promesa cumplida: Jack Dorsey prometió dejar Twitter y estás son las razones de su renuncia

Promesa cumplida: Jack Dorsey prometió dejar Twitter y estás son las razones de su renuncia
"He decidido dejar Twitter porque creo que la compañía está lista para dejar atrás a sus fundadores", dijo el directivo luego de su anuncio
Por iProUP
27.05.2022 09.38hs Innovación

El cofundador y exconsejero delegado (CEO) de Twitter, Jack Dorsey, ha anunciado durante la última junta directiva de la compañía que abandonará la red social de forma inmediata.

Dorsey confirmó a finales del pasado mes de noviembre que abandonaría su puesto como CEO en Twitter, cuyo Consejo de Administración designó como nuevo máximo ejecutivo a Parag Agrawal, que hasta entonces ocupaba el cargo de director de tecnología.

"He decidido dejar Twitter porque creo que la compañía está lista para dejar atrás a sus fundadores", dijo el directivo entonces.

El fundador de Twitter abandona su puesto
El fundador de Twitter abandona su puesto

A pesar de abandonar su puesto, seguía siendo miembro de la cúpula directiva hasta la expiración de su mandato en la junta de accionistas de 2022.

El miércoles se ha celebrado dicha reunión de accionistas de Twitter, donde se ha decretado la marcha de Dorsey, según ha informado NBC News. Con su salida, la red social se queda sin ninguna de las personas que contribuyeron a su fundación y desarrollo en el año 2006.

La marcha de Dorsey ha tenido lugar semanas después de la venta de Twitter a Elon Musk, un movimiento que el propio exdirectivo aprobó asegurando que el multimillonario estadounidense era "la única solución" en la que confíaba para el futuro de la plataforma. La adquisicion se paralizó temporalmente a mediados de mayo debido a la proporción de cuentas falsas y de bots.

Actualmente Dorsey desempeña funciones de dirección en la 'fintech' Block, fundada como Square, que se centra en productos y servicios de pagos digitales y tiene presencia en diferentes países europeos. Entre ellos, España, donde aterrizó en enero de este año.

Musk quiere comprar Twitter

Las negociaciones entre Elon Musk y Twitter siguen estancadas y estarán así hasta que la red social no le proporcione las cifras reales que hay detrás de la estimación que hizo sobre la cantidad de cuentas falsas y spam que hay en la plataforma.

El magnate, que la semana pasada congeló la compra de la compañía por 44.000 millones de dólares, ahora dice que no descarta rebajar el precio de su oferta ante el estancamiento de las negociaciones. Crece la incertidumbre.

Mientras Twitter dice que las cuentas falsas y de spam representan menos del 5 por ciento de los usuarios activos diarios, Musk cree que podrían ser el 20% de los perfiles de la red social.

El CEO de Tesla y Space X ha insistido en uno de sus tuits que los datos de la compañía son incorrectos y ha exigido de nuevo que quiere ver pruebas que avalen las estimaciones que hace la plataforma liderada por Parag Agrawal.

El magnate ha dejado caer otra vez que no procederá a la compra de Twitter hasta que el gigante de las redes sociales pueda demostrar que los bots representan menos del 5% de sus usuarios.

El multimillonario aseguró que "este acuerdo no puede avanzar" a menos que a red social proporcione pruebas de sus estimaciones.

Twitter es una de las redes sociales más influyentes.
Twitter es una de las redes sociales más influyentes.

Polémica por las cuentas de usuarios de Twitter 

El último pronunciamiento de Musk complica todavía más una de las adquisiciones más polémicas y grandes que se han producido en la industria de Internet.

Hace unos días, el multimillonario se enfrentó por Twitter con el propio director ejecutivo de Twitter, Parag Agrawal, sobre la forma en que la compañía contabiliza los bots, alimentando la especulación de que Musk podría estar intentando bajar el precio o incluso retirarse de la oferta, según afirma Bloomberg.

Por una parte, Twitter dice que las cuentas falsas y de spam representan menos del 5 por ciento de los usuarios activos diarios. Por otra parte, Musk cree que según sus cálculos podría ser el 20%. Lo ha dicho en Twitter en respuesta a un informe de Teslarati y en una conferencia tecnológica en Miami.

"Actualmente, lo que me dicen es que simplemente no hay forma de saber la cantidad de bots", dijo Musk. "Es tan impenetrable como el alma humana". En un comunicado al que tuvo acceso Bloomberg, Twitter dijo que está "comprometido en completar la transacción y los términos acordados tan pronto como sea posible".

El suspenso temporal de las negociaciones por parte de Musk podría tener otras intenciones. En los últimos días, han crecido las especulaciones de que el magnate está está utilizando la excusa de las cuentas falsas para renegociar el precio de la adquisición. Y puede que no vayan tan mal encaminados. El CEO de Tesla dijo que un acuerdo viable a un precio más bajo no estaría "fuera de discusión".

Elon Musk sacudió Twitter con su oferta de compra.
Elon Musk sacudió Twitter con su oferta de compra.

¿Musk está mintiendo?

El columnista de Bloomberg Matt Levine afirma que Musk "está mintiendo". "Los bots de spam no son la razón por la que se está alejando del acuerdo, al contrario, las cuentas falsas son la razón por la que firmó el acuerdo", asegura Levine, que afirma que Musk no ha presentado evidencia alguna de que las estimaciones de Twitter sean incorrectas. Levine aclara que Musk "solo puede romper el trato si las presentaciones de Twitter son incorrectas, lo cual es extremadamente improbable".

Según Levine, la metodología que ha utilizado Musk para contar las cuentas de spam es "irrisoria". Esta semana, el director ejecutivo de Twitter, Parag Agrawal ofreció detalles sobre la cantidad de cuentas falsas que circulan por Twitter, explicando en términos generales cómo Twitter estima que las cuentas falsas representan menos del 5%.

Agrawal afirmó que "no creemos que esta estimación específica se pueda realizar externamente, ya que es información que no pueden compartir". Según Levine, la reflexiva respuesta de Parag es correcta.

Musk contraatacó y respondió al hilo de Agrawal con el emoji de una caca y agregó: "Entonces, ¿cómo saben los anunciantes los beneficios que obtienen a través de la red social? Esto es fundamental para la salud financiera de Twitter". Antes de firmar el acuerdo de compra, Musk conocía esas estimaciones de Twitter y se negó a realizar cualquier diligencia no pública antes de firmar el acuerdo de fusión. "El magnate está haciendo lo suficiente para confundir al público y dar a sus fanáticos un pretexto para creer que él es realmente la víctima aquí", afirma Levine.

El último aluvión de tuits de la persona más rica del mundo es otro giro en el intento de Musk de apoderarse de Twitter. Con más de 90 millones de seguidores, el magnate anunció la semana pasada que su oferta para comprar Twitter estaba "temporalmente en pausa" hasta que obtuviera más información sobre la proporción de cuentas falsas.

La bolsas entraron en pánico hasta que dos horas después, afirmó en otro tuit que "todavía estaba comprometido" con el acuerdo.

Innovación en tu mail
Suscribite a nuestro newsletter y recibí diariamente las últimas noticias en economía digital, start ups, fintech, innovación corporativa y blockchain.
Lo más leído