Basta de hacer cola en Argentina: por qué agarrar productos de la góndola e irse "sin pagar" ya es una realidad

Basta de hacer cola en Argentina: por qué agarrar productos de la góndola e irse "sin pagar" ya es una realidad
El sistema "grab and go" impulsado por Intuitivo será adoptado por nuevas firmas. Así es el modelo de negocios que no para de crecer
Por Carlos Altea
01.10.2021 06.15hs Innovación

Por la pandemia, miles de empresas alrededor del planeta se vieron obligadas a rearmar sus modelos de negocios. Sobre todo, las que habían postergado su proceso de transformación digital.

Ante las dificultades e inconvenientes surgidos por problemas de logística y rapidez para adoptar cambios en sus procesos, muchas debieron cerrar sus puertas de forma definitiva. En cambio, las firmas nacidas digitalmente, tras un breve freno generado por la incertidumbre, consiguieron ponerse rápidamente otra vez en marcha y hasta experimentar un crecimiento exponencial.

La cuarentena generó la aparición de algunas medidas que buscaron reducir al máximo posible el contacto físico y el uso del dinero. Ante este panorama, diferentes fintech consiguieron acelerar al máximo su ritmo de adopción y algunos hábitos de consumo cambiaron de forma radical, consolidándose el código QR como uno de los métodos de pago más elegidos por los argentinos. 

En este contexto, la startup argentina Intuitivo, surgida apenas antes del arranque de la pandemia, comenzó a sacar rédito con el disruptivo grab and go ("tomar y llevar"), que viene popularizando la cadena de supermercados Amazon Go en Estados Unidos: un local sin cajas, en el que el usuario coloca todos los productos en su carrito y paga desde su app.

Intuitivo se basa en una plataforma de software cuyo objeto, desde su nacimiento, fue revolucionar la industria del retail en América Latina mediante una solución que permite a los comercios minoristas acelerar la resolución de la transacción. La tecnología desarrollada por la firma permite que

  • El consumidor tome el artículo que desee de un puesto de venta (como una heladera)
  • Con el uso de potentes algoritmos que reconocen los productos, evitar que pase por una caja

Tomás Manziti, fundador de SinImanes, que permitía hace una década pedir en restaurantes y que fue absorbida por PedidosYa; junto al desarrollador Nicolás Parziale y el ingeniero electrónico José Benítez Genes cofundaron la firma tras detectar la potencialidad de Amazon Go: les mostró el "futuro" del retail, al que apuntaron todos sus cañones.

Durante sus primeros meses de vida, recaudó u$s80.000, cifra con la que crearon las primeras versiones del producto. Tras obtener otros u$s500.000, los jóvenes aparecieron en la mira de Marcos Galperin. En total, la compañía ya levantó u$s1,6 millones y de la última ronda participó el unicornio Mercado Libre, a través de Meli Fund, su fondo de riesgo .

El interés por el producto que ofrece Intuitivo ya cautivó a varias empresas dentro del Aeropuerto de Ezeiza y a la cadena de helados Grido en Argentina. En Brasil, el mercado más grande de la región, los jóvenes ya brindan solución a unos 300 puestos que permiten a los usuarios "tomar y llevar" los productos que desean. Y van por más.

La solución en pandemia

Intuituvo le posibilita a las marcas que comercializen por puntos de venta de grab and go. Es decir:

  • Mediante un QR cualquier usuario puede abrír una heladera y sacar lo que desee
  • El equipo detecta qué y cuántos productos sacó
  • El consumidor abona mediante la billetera digital del unicornio

"Desarrollamos la tecnología para que los productos se puedan reconocer dentro de cualquier recipiente. Ya instalamos en el Aeropuerto de Ezeiza cuatro puntos y estamos por llegar a otros aeropuertos de la Argentina y también en San Pablo, Brasil", remarca Manziti, en diálogo con iProUP.

Y añade: "Somos una empresa de Computer Vision, es decir, diseñamos algoritmos para que las computadoras puedan identificar lo que la cámara está viendo en base a indicaciones que uno le da".

 

El emprendedor reconoce que, a diferencia de lo que pasó con otras firmas, el inicio de la pandemia los "ayudó bastante". "No somos una marca que vende productos de alimentación, ni somos un retailer, sino una empresa de software que ofrece una solución para la resolución rápida de la transacción", remarca.

Según Manziti, el Covid ayudó a la aceleración de la solución de Intuitivo porque muchas empresas que tenían la decisión de lanzarse a la innovación siempre lentificaban la adopción de nuevas tecnologías.

"Nos acortó mucho la presentación de la propuesta y aparecimos como nueva salida al mercado para muchas firmas. La solución que ofrecemos es un nuevo canal de venta para las empresas. La agilidad que ganaron las compañías con la pandemia, más que nada para tomar decisiones, a nosotros nos benefició: todas decidieron asignar mayor cantidad de recursos y presupuesto a la innovación", detalló.

El crecimiento

"La verdad es que en Brasil nos está yendo bastante bien. Y eso nos está permitiendo desembarcar en otras regiones como, por ejemplo, los Estados Unidos", revela Manziti a iProUP

En ese sentido, anticipa que el número de puntos de ventas en tierras verdeamarelas crecerá y se verán muchos más en el corto plazo. "Algo similar ocurrirá en Argentina, donde existen varias nuevas propuestas que empezarán a verse muy pronto", remarca.

El emprendedor detalla que entre los nuevos clientes que tendrá Intuitivo aparecen varias pequeñas y medianas empresas argentinas que, desde hace algún tiempo, pretenden llevar adelante una nueva propuesta en conjunto. "Son Pymes que se nos acercaron muy temprano. Estamos hablando de proyectos nuevos con congelados y la posibilidad de hacerlos llegar a distintos condominios", precisa.

Al ser nuevas firmas, para Intuitivo también representa un volver a empezar. "Algunas con las que estamos trabajando son Arcor, Nesspresso, Coca-Cola y AmBev. Pero también hay otras: unas 60 que se van a empezar a ver un poco más. De a poco, diferentes firmas se atreven a realizar proyectos más llamativos. En ese sentido, Brasil está un poco más adelantado", añade.

Basta de hacer cola en Argentina: por qué agarrar productos de la góndola e irse "sin pagar" ya es una realidad

Según el emprendedor, con poco dinero, cualquier punto de venta se puede transformar en una máquina expendedora con tecnología Computer Vision y herramientas de grab and goEn lugar de los u$s7.500 u u$s8.000 que cuesta un vending machine, como las instaladas en España, Italia, EE.UU: u otras partes del mundo, con menos de u$s800 se puede tener un punto de venta de Intuitivo.

Más allá del crecimiento, la ambición de los emprendedores es grande. ¿Por qué? El objetivo es instalar 10.000.000 puntos de venta. Es decir, el doble de las góndolas inteligentes que los cofundadores consideran que aún faltan crear en América Latina.

Además, para utilizar esta tecnología grab and go no es necesario registrarse. Simplemente, el usuario escanea un código que permite realizar una vinculación con una tarjeta o con Mercado Pago.

"Queremos que la venta sea con la menor fricción posible. El grab and go es a lo que apuntamos, que sea algo que de verdad: abrís la heladera, lo agarrás y te vas. Tiene que ser una compra que te incentive a decir: 'Esto está buenísimo'. Que sea tan fácil que pase a ser parte de tu día a día y de hecho es ahí a donde pienso que va el retail: descentralización y personalización", concluye.