Más artículos

Promete eficiencia

Crean robot para entrenar a empleados de atención al cliente

Crean un robot para capacitar a empleados de atención al cliente
Furhat permite a las personas participar de forma más sincera en capacitaciones, chequeos médicos y otras situaciones donde se requiera interacción
03.12.2018 17.56hs Innovación

La empresa sueca Furhat Robotics acaba de presentar un busto robótico capaz de capacitar a los empleados de atención al cliente para responder las consultas de los consumidores aún en situaciones límite.

Furhat, el "Robot de entrenamiento para empleados", es un busto androide con rasgos humanos que integra una cámara gran angular de alta resolución, altavoces estéreo y micrófonos de formación de haz.

Aprovechando que no es humano y, en consecuencia, no tiene prejuicios, el robot puede alentar a las personas a participar de forma más sincera, según asegura su creador.

Esto permite que sea útil en situaciones en las que las personas mienten con frecuencia, por ejemplo en los chequeos médicos.

"Hemos visto investigaciones que muestran que en ciertas situaciones las personas se sienten más cómodas abriéndose y hablando sobre problemas difíciles con un robot que con un humano", dijo Samer Al Moubayed, presidente ejecutivo de Furhat Robotics.

Eso se debe a que la personalidad de un robot puede hacer de espejo de la personalidad de la persona que interactúa con él y también porque la gente no se siente juzgada, agregó.

"La simulación social es una categoría muy interesante de casos de uso donde un robot puede simular un personaje en una interacción social para enseñar a los humanos cómo mejorar en una determinada tarea", indica el ejecutivo.

El robot ha sido utilizado en el aeropuerto de Fráncfort como conserje políglota, ayudando a los viajeros a encontrar su camino, y también para formación en atención al cliente, por ejemplo, simulando compradores iracundos.

"Por ejemplo, uno de nuestros clientes en los Países Bajos, Rabobank, está utilizando a Furhat para capacitar a sus empleados de forma que sean más eficientes a la hora de dar malas noticias a los clientes", relata.

Y completa: "Se puede plantear la misma idea en escenarios diferentes, como capacitar a las personas para brindar un mejor servicio al cliente o practicar su técnica de entrevista si busca empleo. En cada uno de estos ejemplos, el robot es como una herramienta para que los humanos ensayen, y mejoren en cualquier tarea que estén tratando de realizar".

La firma de ciencia y tecnología Merck y Furhat Robotics presentaron el miércoles un robot en Estocolmo que preguntará a las personas sobre su salud y estilo de vida y los evaluará en busca de riesgos de diabetes, alcoholismo e hipotiroidismo. Si es necesario, el robot les recomendará que se realicen un análisis de sangre o acudan a un médico.

"Cada robot necesita una personalidad diferente dependiendo del trabajo que va a hacer", dijo Moubayed. Furhat puede ser masculino o femenino, anciano o joven, gracioso o serio.

Enterate lo último sobre economía digital, startups, fintech, innovación corporativa y blockchain