Más artículos

Fortalecido por las elecciones, Palazzo se reúne con Galperín para avanzar en el encuadre de Mercado Pago y fintech

Fortalecido por las elecciones, Palazzo se reúne con Galperín para avanzar en el encuadre de Mercado Pago y fintech
Con resultado "puesto" de las elecciones y tras varios cruces, el empresario y el gremialista se verán las caras. Los detalles de la cumbre
Por Juan Manuel Barca
01.11.2019 06.07hs Finanzas 4.0

Dentro del sector privado, la banca digital empezó a palpitar de forma precipitada el clima de transición. Allí, se espera en las próximas horas una reunión clave entre Marcos Galperín, titular de Mercado Libre y Mercado Pago y Sergio Palazzo, líder del gremio bancario.

La Cámara Argentina de Fintech los invitó a un almuerzo para limar asperezas y tantear lo que podría ser un urgente acercamiento, ante los inminentes cambios que temen en el sector a partir del 10 de diciembre y en el marco del renovado interés del sindicalista por encuadrar a unos 10.000 trabajadores de la actividad.

Los empresarios organizaron la cita casi en forma inmediata después del triunfo de Alberto Fernández en las elecciones del domingo pasado, en las que obtuvo un 48% de los votos frente al 40% de Macri.

La banca digital está preocupada por dos motivos:

- Ya en la campaña quedó en el ojo de la tormenta cuando el candidato opositor apuntó contra la "uberización" y las plataformas digitales

- Tras los comicios, enfrenta la presión del fortalecido líder gremial, que viene de obtener dos bancas en Diputados y es uno de los pocos sindicalistas de buen diálogo tanto con el presidente electo como con Cristina Kirchner

En vistas del nuevo escenario político, Galperín fue de los primeros empresarios de alto perfil en sumarse a la transición. Luego de ser fiscal de mesa en una escuela del Conurbano y votar a Juntos por el Cambio, saludó a Fernández desde su cuenta de Twitter apenas se conoció el resultado de las urnas.

Además, celebró su reunión con Macri en un mensaje en el que pidió una "transición en paz y constructiva" y se pronunció por una Argentina que genere "oportunidades para todos".

El dueño de la principal plataforma de comercio electrónico de América Latina ya había enviado una primera señal en agosto al visitar el bunker de Alberto F. en la calle México, en el barrio de San Telmo, después de su batacazo en las primarias.

La segunda llegó hace 15 días, en el debate presidencial que se realizó en Santa Fe, cuando la empresa lanzó un spot publicitario "antigrieta" con la voz en off de los actores Luis Brandoni (afín al oficialismo) y Florencia Peña (simpatizante del kirchnerismo) bajo el lema "construyamos un futuro entre todos".

El inminente almuerzo propiciado por los hombres de las fintech apunta a ser un nuevo gesto de acercamiento, en momentos en que el mandatario electo busca impulsar un acuerdo de precios y salarios junto a los gobernadores, empresarios y los sindicalistas de la CGT, incluido el dirigente bancario.

"Por lo visto, Galperín empezó a entender que sus empresas van a tener nuevas reglas de juego tras la asunción del próximo gobierno", afirmaron este jueves a iProUP desde el entorno de Palazzo y confirmaron el almuerzo que, por otro lado, no fue desmentido ni por la Cámara Fintech ni por Mercado Libre.

Agenda caliente

Uno de los platos fuertes del convite será el encuadramiento gremial, tema que enfrentó a los dos invitados en la previa de las PASO. Tras el resultado de las urnas, los asesores del sindicalista tienen todo preparado para iniciar el trámite de incorporación a su convenio de los empleados fintech, incluidos los de Mercado Pago, que hoy están afiliados al Sindicato de Comercio con excepción de los puestos directivos.

La idea es presentarlo una vez que asuma el nuevo gobierno y sea designado el próximo ministro de Trabajo, un cargo que podría ocupar Claudio Moroni. Tal como reveló iProUP, Palazzo encargó a principios de octubre su reclamo al estudio jurídico de Héctor Recalde, abogado de la CGT y exdiputado del Frente para la Victoria.

Además, pidió un informe sobre las fintech a un equipo técnico integrado por el abogado Hernán Letcher y la economista Julia Estrada, del Centro de Economía Política (CEPA); el exdirector del BCRA nombrado por Kicillof y luego desplazado por el macrismo, Pedro Biscay; y el politólogo Eduardo Codianni, del Centro de Estudios de Integración Financiera.

"Los trabajadores fintech son bancarios sencillamente porque realizan tareas bancarias", dijo a iProUP, aunque precisó que hay que separar a esos empleados respecto de quienes se desempeñan en la plataforma de ecommerce, que podrán seguir bajo el convenio mercantil de Armando Cavalieri.

"No solo vamos a ir contra Mercado Libre, ahora vamos por todas las plataformas digitales que brinden servicios financieros. Iremos por la actividad, que cuenta con jugadores más chicos y más grandes", aseguró Palazzo a iProUP.

Los cruces comenzaron en julio, cuando el dirigente enfatizó: "Quiero que todos los trabajadores de las fintech se encuadren como bancarios. Si ellos están prestando servicios financieros, tienen que estar dentro de La Bancaria y de nuestro convenio colectivo de trabajo".

El dirigente confiesa que quería "ser el (Hugo) Moyano del sistema financiero" y que su objetivo es afiliar "no solo a los trabajadores de las fintech, también a los que trabajan en un supermercado o en una estación de servicio pero brindando servicios financieros, ahora que el Banco Central habilitó esas operaciones".

Galperín respondió por Twitter al gremialista, aunque sin nombrarlo. El empresario ya se había referido al escenario laboral argentino, al que definió como "anticuado" en relación con el de Brasil o Uruguay. Y hasta aseguró que abriría oficinas en suelo oriental para evitar trabas sindicales.

En tanto, la Cámara se defendió afirmando que ninguna de sus empresas realiza actividades bancarias en sus múltiples modelos de negocios, ni puede pensarse que por incorporar tecnología –tal como lo están haciendo algunos bancos– deban ser encuadradas como actividad bancaria.

"Se trata de un pedido anacrónico, que busca perjudicar a una naciente e innovadora actividad que está generando nuevas oportunidades para millones de personas en nuestro país", remarcaron desde la organización fintech.

Impuestos, regulación y puja con bancos

Si bien en un momento el gremialista contempló la posibilidad de negociar un acuerdo adaptado a las plataformas financieras, el resultado de las PASO lo convenció de avanzar en un esquema más tradicional de "extrapolar" el convenio bancario, respetando el salario base, los bonos, la duración de la jornada laboral, las categorías y la carrera.

Con el último aumento que recibió su sector (que cerró la paritaria en 50%), los bancarios pasarán a cobrar un sueldo inicial de casi $60.000 a fin de año, casi el doble del básico acordado por el gremio mercantil en agosto.

La eventual regulación de la actividad es otro de los puntos que más inquieta a los empresarios y que estaría incluido en la carta del almuerzo. Palazzo insistió en este punto al participar de la conferencia mundial de la rama financiera del sindicato UNI Global en Málaga, España.

"La aparición de nuevos jugadores, como las fintech, que no afrontan los costos de regulación ni de salarios bancarios, hace incurrir en una práctica desleal a estas empresas con relación a los bancos", advirtió el sindicalista argentino frente a 450 dirigentes de su actividad provenientes de 66 países.

Los empresarios locales escucharon un planteo similar semanas atrás de boca del propio líder gremial durante el coloquio de IDEA en Mar del Plata. En un panel junto al gerente de Ledesma, Javier Goñi, y el presidente de Toyota, Daniel Herrero, planteó la necesidad de regular las plataformas digitales y que estén alcanzadas por las mismas obligaciones que las entidades tradicionales.

En sintonía con un sector de los banqueros enfrentados a las fintech, Palazzo apuntó a "corregir la asimetría" ya que estas pagan 15% de Impuesto a las Ganancias mientras que un trabajador sufre retenciones del 35%.

Una de las incógnitas en la actividad es la política del Banco Central bajo una eventual gestión de Miguel Pesce. La presidencia de Federico Sturzenegger y la actual de Guido Sandleris mantuvieron a la banca digital fuera del alcance de la Ley de Entidades Financieras.

Como las fintech no utilizan depósitos de ahorristas para otorgar créditos sino que utilizan fondos propios, pueden volar por debajo del radar de la autoridad monetaria, al no realizar intermediación financiera.

Pero Palazzo sostiene que si realizan tareas bancarias, deben atenerse a las mismas normas que las entidades tradicionales, incluyendo las regulaciones previstas para evitar el lavado de dinero.

Paradójicamente, el último golpe llegó desde el gobierno de Macri, que el miércoles sorprendió al sector con la oficialización de una resolución de AFIP que obliga a las empresas de pagos digitales a ser agentes de retención del Impuesto al Valor Agregado (IVA) y de Ganancias desde el 19 de noviembre.

Previo a las elecciones, el organismo encabezado por Leandro Cuccioli había mantenido en suspenso la habilitación de la normativa, pero en plena transición decidió avanzar en la medida, que rápidamente fue criticada por las nuevas financieras digitales.

Sólo resta que la cumbre entre el sindicalista y el empresario se vean las caras. Una negociación de la que estarán pendientes tanto las entidades tradicionales, como las digitales. Y de la que depende si se mantiene el gran momento de las fintech.

Te puede interesar
Recomendadas