¿Realmente DAI siempre equivale a un dólar?: los cuatro puntos clave de su sistema de convertibilidad

¿Realmente DAI siempre equivale a un dólar?: los cuatro puntos clave de su sistema de convertibilidad
El experto explica cómo el dólar digital favorito de los argentinos mantiene su paridad con el billete verde y asegura la inversión
Por Emiliano Limia*
21.04.2021 16.41hs Finanzas 4.0

DAI es una stablecoin respaldada, solo que, en lugar de dólares, DAI tiene respaldo en otros criptoactivos que llamamos colaterales. Hoy DAI cuenta con más de 20 opciones de criptomonedas que lo respaldan.

Ahora bien, ¿cómo emitimos DAI? Entrando al Protocolo Maker y colocando allí la cantidad de colateral que elijamos. De acuerdo al valor de dicho colateral, el protocolo nos permitirá emitir una cantidad determinada de DAI. Lo fundamental es que el valor del colateral siempre será mayor que el valor de la cantidad permitida de DAI para emitir; por eso, se utiliza el término sobrecolateralización.

Usemos este ejemplo: ETH, que fue el primer colateral de DAI. Imaginemos que el precio de 1 ETH es de 150 dólares en el mercado de criptomonedas. Entonces, si ponemos 1 ETH en el protocolo Maker, lograremos emitir un máximo de 100 DAI. Esto es así porque, para emitir DAI con ETH, es preciso que el valor del respaldo sea de al menos un 150% de los DAI que el protocolo permita emitir

Tal como sucede con ETH, si emitiéramos DAI con otros colaterales, tendríamos que asumir ciertos límites predefinidos por el protocolo. Por caso, para emitir DAI con USDC, el valor de este colateral debe ser de al menos un 125% con respecto a la cantidad de DAI a emitir. A este porcentaje lo denominamos ratio de colateralización.

La sobrecolateralización es el primer pilar que le da estabilidad al precio de DAI. Esto garantiza que no caiga abruptamente gracias a los incentivos financieros existentes. Siempre que haya un DAI en el mercado, sabremos que, en una bóveda, estará guardado un respaldo de mayor valor.

 El precio de DAI en el protocolo Maker

Probablemente hayamos saltado algo que parece obvio: cuando entregamos colateral en el protocolo Maker, se nos permite emitir DAI a un precio de 1 DAI = 1 USD.

Si colocamos 150 dólares en colateral a un ratio de colateralización de 150%, el protocolo nos permitirá emitir 100 DAI a un precio de 100 dólares. Esta fijación de precio no sucede por arte de magia, está definida en el código del protocolo de antemano, y también es fundamental para la estabilidad de DAI.

Asimismo, debemos tomar en cuenta que DAI cotiza en el mercado de manera libre, y que, por las fuerzas de la oferta y la demanda, su precio puede variar como el de cualquier otro activo.

Las condiciones y herramientas de DAI

Además del ratio de colateralización, DAI se emite con ciertas otras condiciones. Una de ellas es la tarifa de estabilidad, que es el nombre que le otorgamos a la comisión extra que se paga por la deuda de DAIs emitidos.

La tarifa de estabilidad varía y se utiliza como herramienta de incentivo. Si el precio de DAI llegase a bajar en el mercado, el protocolo tendería a subir la tarifa de estabilidad, es decir, subir la comisión de la deuda. En este caso, se desanima la emisión de DAI, por ser más cara, y disminuye la oferta.

De la misma forma, si el precio de DAI sube en el mercado, la tarifa de estabilidad tiende a bajar, para promover el endeudamiento en DAI. Así se incentiva su emisión y aumenta la oferta.

Asimismo, existe una herramienta propia del protocolo Maker llamada Oasis Save, que funciona como un sistema de ahorro con intereses. Es un sistema financiero en el que podés colocar tus DAI y bloquearlos para que generen rendimientos, tal y como lo hacemos en Buenbit con un 9% anual de intereses.

El interés otorgado a los ahorristas de DAI es variable y depende de diversas condiciones del mercado. No obstante, también se puede variar este rendimiento para incentivar o no el bloqueo de DAI.

Por ejemplo, si el precio de DAI baja, se tiende a subir el rendimiento en Oasis Save. De esta manera, se incentiva a las personas a comprar DAI y a bloquearlos para generar rendimientos más altos. Así se aumenta la demanda y se limita la cantidad de DAI en circulación. 

Por el contrario, si el precio de DAI sube, se tienden a bajar los rendimientos en Oasis Save para que menos personas quieran bloquear sus DAI, y de esta forma no se limite la oferta.

DAI es dinero inteligente

MakerDAO logró su cometido: construir con tecnología un dinero autónomo e inteligente. DAI se ha convertido en la stablecoin más disruptiva del ecosistema en relación con sus competidores, puesto que es capaz de tener una estabilidad respecto al dólar sin la necesidad de un control centralizado.

Como pudimos aprender, todo el protocolo que rige a DAI deja el poder de la estabilidad en manos de la matemática y la economía en lugar de acatar instrucciones de un ente con intereses propios.

*Emiliano Limia es Press Office de BuenBit

Finanzas 4.0 en tu mail
Suscribite a nuestro newsletter y recibí diariamente las últimas noticias en economía digital, start ups, fintech, innovación corporativa y blockchain.
Lo más leído