La herencia "buena": mirá los avances de Macri en transformación digital del Estado que deberá continuar Alberto Más información
Más artículos

Nuevo refugio de los argentinos: crece la compra de monedas digitales para esquivar el cepo cambiario

Nuevo refugio de los argentinos: crece la compra de monedas digitales para esquivar el cepo cambiario
En este contexto de cambio de divisas extremadamente limitado, se repitió un movimiento ya probado: volcarse a la compra de monedas digitales
Por Juan Silvestrini
13.11.2019 06.07hs Economía Digital

Pasaron ya varias semanas desde que el Gobierno instaurara el "cepo hard" que redujo la compra de un máximo de u$s10.000 mensuales a apenas u$s200. Desde entonces, los argentinos fueron buscando nuevas formas para convertir sus ahorros a moneda dura.

Así, el Banco Central no demoró en dar a conocer nuevas reglamentaciones en pos de sellar algunas hendijas por las cuales se le seguían escurriendo las divisas. En este sentido, la Comunicación A 6823 apuntó a evitar el uso de tarjetas de créditos u otros mecanismos para dolarizarse, como ser: 

- Dólar "Casino": el uso de juegos de azar para hacerse de billetes (cruzar al Uruguay, comprar fichas con tarjetas, no usarlas y cambiarlas por dólares en otra ventanilla)

- Dólar "Paypal": cargar saldo con tarjetas de crédito a una cuenta de esta plataforma de pago y traerlos a la Argentina a través de empresas como Nubi 

- Dólar "Quiena": la transferencia de fondos a cuentas de administradores de inversiones en el exterior

Entre otras maniobras que complementan el "conta con liqui" (comprar acciones en el país en pesos y venderlas en Wall Street en dólares). Es que los argentinos se sienten presos de una inflación que ellos no generaron y, como si esto fuese poco, quedaron impedidos de resguardar su dinero recuriendo a signos monetarios más estables.

 


En este contexto, cada vez más ahorristas se vuelcan a otro recurso para dolarizarse: la compra de monedas digitales de proveedores locales, ya que pueden ser adquiridas en el país con pesos (en redes como Rapipago o Pago Fácil), transferencias bancarias y tarjetas de crédito. Tanto es así que luego de los comicios y tras el endurecimiento del cepo, esta alternativa no para de batir récords de operaciones.

Sólo en la plataforma LocalBitcoins, una especie de Mercado Libre de divisas virtuales que reúne a compradores y vendedores, se operó $19 millones en la última semana y el boom se extendió a los exchanges, como se denomina a las casas de cambio de bitcoin del país.

"Resulta sorprendente. Las operaciones se cuadruplicaron luego de que el Gobierno endureciera el cepo", revela a iProUP Matías Bari, CEO de Satoshitango, una plataforma que permite la compraventa de monedas digitales en moneda local y utiliza la red de Rapipago. Con ritmo sostenido, el ticket promedio ronda los $25.000.

Andrés Fleischer, COO de Ripio, coincide: "Las compras de bitcoins crecieron de manera significativa. Más aun, ya que este tipo de transacciones no depende del horario bancario". En el mercado ponen cifras al asunto: el volumen se cuadruplicó y al menos dos de cada diez personas no tienen experiencia en mercados digitales.

De hecho, el interés se pone en evidencia con la llegada de Huobi, la primera casa de cambio multinacional que tiene sede en la Argentina. "El cepo no es una traba, porque nosotros operaremos con pesos, así que la gente puede usar tanto para comprar como para vender", señala Carlos Banfi, presidente ejecutivo de la filial local.

"En este momento, la plataforma ya está operativa con más de 200 pares de criptomonedas. En diciembre, permitiremos las operaciones con tarjeta de crédito y transferencia", completa en diálogo con iProUP.

El nuevo refugio

Ante la elevada incertidumbre política y económica, muchos argentinos ven a las monedas digitales como el gran refugio para proteger su capital.

"Los resultados de las elecciones confirmaron que se irá hacia otro rumbo económico. A esto hay que sumarle medidas del actual gobierno que resultan difíciles de digerir", expresa Alberto Vega, gerente regional de BitPay.

Según el directivo, "el 31 de octubre de 2019 quedará en la historia local como el día que, por primera vez, el BCRA estableció una medida para bloquear la compra de monedas digitales con tarjetas de crédito en los exchanges del exterior". 

Luego de que la entidad tratara de "rodearle la manzana" a los ahorristas, el mercado del Bitcoin experimentó un "efecto onda" y las operaciones se dispararon. "Es un refugio ante la devaluación del peso, desencadenada por la desconfianza en las políticas económicas", remarca Vega.

"Las stablecoins, con el Bitcoin como bandera, emergen como una opción accesible en pesos para proteger los ahorros", suma Manuel Beaudroit, CMO Bitex. Es que el cepo no limita la compra de divisas virtuales con efectivo.

Por eso, alternativas como Ripio, Satoshitango o Bitex sufren un golpe colateral de la medida, al igual que todas las compañías que tienen limitaciones para trabajar con proveedores del exterior.

En otras palabras, la normativa del BCRA (A6823) sólo afecta las compras con tarjeta de crédito en dólares, por lo que los exchanges con sede en Argentina quedan fuera de su radar. "Nuestros usuarios operan en moneda local, realizan depósitos y retiros en sus cuentas de Ripio en pesos argentinos, de modo tal que el cepo no los afecta. Hay que aclarar que el Banco Central no prohíbe la compra de monedas digitales", agregan desde Ripio.

Según Camilo Rodríguez, trader enfocado al análisis de mercados de monedas virtuales en cryptorocket.group, el proceso para comprar bitcoins y llevarlos a PayPal es el siguiente.

1) Comprar bitcoin en alguna casa de cambio de la Argentina, ya que no hay restricciones para comprar en casas de cambio locales. Cada unidad de la moneda digital hoy se vende por 630.000, aunque se pueden comprar decimales de Bitcoin.

2) Cambiarlos en el exterior y por saldo en PayPal. "Pueden utilizar localbitcoins.com para encontrarse con vendedores de saldo en PayPal", indica Rodríguez. Al cierre de este artículo, un Bitcoin se pagaba hasta $540.000 a cambio de saldo en PayPal

3) Tanto para la compra, como para la venta, "la documentación mínima a presentar en una casa de cambio es el DNI junto a una selfie con el documento en la mano", remarca el experto.

De este modo, se pagarán $630.000 para obtener un saldo en PayPal de u$s8.570. Es decir, un 14,3% más caro, equivalente a un dólar de $72. Por estas horas, el contado con liquidación se ubica en $76,50. Para retirar los fondos, se puede obtener una cuenta en servicios como Neteller o Prex, que ofrecen una tarjeta de débito para extraer de un cajero en Uruguay –por ejemplo– para obtener los dólares.

Lo que viene

En el mercado de las divisas digitales aseguran que un contexto económico tan incierto como el actual potencia la búsqueda de alternativas que brindan las nuevas tecnologías.

En Argentina, la creciente adopción de Bitcoin y otras divisas virtuales  (en particular aquellas que mantienen paridad con el dólar, como la stablecoin Dai), responde a la necesidad de encontrar opciones a lo que ofrece el sistema financiero tradicional.

"En esta línea, la demanda de información confiable y educación financiera crece a la par", suman Fleischer. "Bitcoin ha demostrado una vez más que es un activo importante y funciona como un mecanismo de defensa contra las crisis generadas por los gobiernos", asegura Vega.

El directivo se anima a enviarle una sugerencia a Alberto Fernández: "Esperemos que los funcionarios entrantes aprovechen el gran potencial de creación de valor de las monedas digitales y el mundo fintech. Sería una interesante solución para la gran miopía de siempre hacer lo mismo y esperar un resultado diferente".

Beaudroit, por su parte, explica que situaciones económicas complejas como las que atraviesa el país ponen a estos activos en el centro de la escena, si bien advierte que no hay que "centrarse en los movimientos cortoplacistas".

Cómo comprar Bitcoins en Argentina

En la actualidad, existen varias casas de cambio online para comprar y vender monedas virtuales de manera rápida y sencilla con medios de pago locales. Una de las opciones más simples es adquirirlos online en los exchange locales. No hace falta conocer demasiado sobre cómo funciona la billetera Bitcoin, ya que ofrecen una propia que facilita el proceso.

Es decir, no es necesario operar con una clave pública, equivalente a un CBU bancario, para identificar la cuenta; y una privada, que hace las veces de un PIN para acceder a la misma. Ambas están conformadas por una extensa serie de caracteres alfanuméricos.

Además, permiten crear una cuenta online y comprar y vender monedas digitales mediante transferencias bancarias, tarjetas de crédito, Mercado Pago y hasta redes de cobranzas, como Rapipago y Pago Fácil.

Algunos ejemplos son:

- SatoshiTango

- Ripio

- Bitex

- BuenBit

- CriptoMKT

En el siguiente video, puede verse cómo es la operatoria a través de SatoshiTango:

Otro mecanismo es utilizar los cajeros que Athena Bitcoin está instalando en kioscos, comercios y shoppings. En este caso, se puede utilizar la billetera de Athena o la de un tercero en el caso de usuarios más experimentados.

Para comprar hay que ingresar billetes en el equipo que se convertirán a pesos e ingresar la dirección de la billetera escaneando un código QR, imprimiendo un monedero virtual en papel o introduciendo la dirección a mano (que es la opción menos recomendada por la probabilidad de error).

En el siguiente mapa se pueden hallar las terminales que ya están funcionando en el país:



Por último, está la posibilidad de adquirir la moneda virtual en LocalBitcoin. Se trata de la plataforma global más utilizada para conectar compradores con vendedores. Es una opción para personas experimentadas en el uso de divisas criptográficas y se obtienen mejores tasas que en los exchanges.

En todos los casos, habrá que proveer información personal y escanear un documento de identidad y sacarse una selfie, requisitos solicitados a las empresas para cumplir con las normas de antilavado.

Desde hace cuatro décadas, los argentinos no disimularon su pasión por el ahorro en dólar. En la era de la economía digital, la tradición se reconvirtió "a medida": nada mejor que resguardarse de cualquier decisión política que apostando a una moneda que ningún Estado regula. La utopía "libertaria" versión 4.0.

Te puede interesar