Más allá del Bitcoin: ¿es el turno de Polkadot, la llamada "internet de las blockchain"?

Más allá del Bitcoin: ¿es el turno de Polkadot, la llamada "internet de las blockchain"?
Creada por uno de los desarrolladores de ETH, su propuesta de valor encabeza la tercera generación de estos activos digitales. Las claves para su futuro
Por Sebastián La Mastra
29.07.2021 11.57hs Economía Digital

Bitcoin (BTC) es la criptomoneda más famosa del mundo y la que mayor valor tiene por unidad. Encabeza el ranking de capitalización de mercado y tras marcar récord de cotización en abril pasado, dónde su precio superó los u$s 64 mil, actualmente se encuentra muy cerca de los u$s 40 mil.

Ethereum (ETH) ocupa el segundo lugar del podio. Fue creada por el programador ruso Vitálik Buterin y desarrollada por Gavin Wood, entre otros expertos, con el fin de dar las soluciones que BTC no brindaba. Así, alivianó las limitaciones en la escalabilidad, uno de sus objetivos.

Cabe destacar que Bitcoin tiene un máximo de 7 transacciones por segundo (TPS), y ETH logró elevar la marca a 25. Pero cifras que están muy alejadas a las que soporta, por ejemplo, VISA (1.736).

Los números reflejados por las dos criptomonedas más utilizadas exponen los problemas que tienen para transacciones simples, altos costos para concretarlas, complejidad para el desarrollo de soluciones de capa 2 y exploits a diferentes protocolos DeFi, entre otros.

Pero el inconveniente más grande está en las limitaciones de interoperabilidad. "Esto se debe a que las blockchain actuales son muy buenas guardando y ejecutando operaciones de manera segura dentro de sus redes, pero no son tan eficientes a la hora de comunicarse con otras redes sin tener que confiar en un intermediario", explica Héctor Bulgarini, Software Developer Consultant en Parity Technology Bridges Team y Polkadot Ambassador.

"Hoy tener una blockchain sin la capacidad de comunicación es equivalente a tener distintas internets esparcidas por todo el mundo sin conectividad entre sí", agrega el experto.

Y esta misma problemática fue vista por quienes acabarían por crear Polkadot el año pasado, diseñada por Gavin Wood, Robert Habermeier y Peter Czaban.

 

Con esta motivación nació Polkadot, considerada por muchos especialistas del mundo cripto como una nueva generación, la 3.0, gracias a su capacidad para aceptar más de 160.000 transacciones por segundo y que funciona como puente entre otras redes (como Bitcoin y Ethereum).

Su token, DOT, también proporciona funciones de gobernanza que le permite a los holders ejercer control sobre la red y votar por propuestas de cambios en los protocolos, explica Bulgarini, quien agrega que de esta manera los desarrolladores captan la atención de los inversores.

Además esta red descentralizada es el escenario para dos grandes organizaciones: Parity Technologies y Web3 Foundation.

Cabe destacar que la criptomoneda de Polkadot se encuentra en el Top Ten de las que mayor capitalización de mercado tienen (ocupa el noveno puesto), su valor ronda los u$s 15 y acumuló en los últimos siete dúas una suba en su cotización cercana al 20%.

 

Kusama, puentes entre redes y  Parachains

Polkadot posee una red "hermana", que funciona como campo de prueba. Está es Kusama, la cual también tiene un token (KSM).

Es una red segura y por la cual pasa todo antes de llegar a DOT siempre y cuando ya tenga un histórico de desarrollo. Cabe destacar que entre Polkadot y Kusama se pueden alcanzar hasta un millón de TPS de capacidad.

Además los tenedores del token DOT tienen la tarea de validar las transacciones entre parachains, que son las cadenas de bloques independientes alojadas en la red de Polkadot.

 

 "Las parachain permiten al desarrollador concentrarse en el caso de uso específico de su blockchain y así ampliar el espectro del propósito de su red para que estas se comuniquen entre sí", destaca Bulgarini.

En pocas palabras, Polkadot es un proyecto Blockchain de próxima generación que conecta múltiples blockchains especializadas en una red unificada.

Está asegurada por un mecanismo de consenso de participación, denominado Prueba de participación nominada (NPoS) que permite que dos tipos de actores de la red -validadores y nominadores- la aseguren.

DOT, su token, durante 2021 ha crecido para posicionarse entre los primeros por volumen de capitalización de mercado.