Más artículos
¿Dolor de dientes en cuarentena?: odontólogos no atienden en consultorios y asisten urgencias por WhatsApp

¿Dolor de dientes en cuarentena?: odontólogos no atienden en consultorios y asisten urgencias por WhatsApp

¿Dolor de dientes en cuarentena?: odontólogos no atienden en consultorios y asisten urgencias por WhatsApp
Los dentistas comenzaron a utilizar el mensajero para revisar a sus pacientes debido al alto riesgo de contagio que presenta su profesión
27.03.2020 18.18hs Innovación

Cierre temporal de consultorios, pacientes que suspenden turnos, atención de urgencias por teléfono con la observación de fotografías y protocolo de cuidados en hospitales públicos, son algunos de los problemas diarios que enfrentan en la cuarentena los odontólogos, profesión que se convirtió en una de las más riesgosas tras la irrupción del coronavirus.

"Nuestra profesión es altamente de riesgo porque somos vectores de contaminación por los aerosoles y elementos como las turbinas que se utilizan para eliminar caries", afirmó Silvia Corvalán, que atiende un consultorio en el barrio porteño de Caballito, y precisó que "algunas tecnologías no pueden ser esterilizadas pero sí descontaminadas con alcohol".

La profesional aseguró que suspendió su trabajo el pasado miércoles, pero en los días previos "atendía a pacientes que sabía que no habían tenido contacto con gente que había viajado ni con familiares".

"Los pacientes desde el lunes (23 de marzo) tomaron recaudos, no querían venir al consultorio si no era por un tema de urgencia", dijo y evaluó que a mediano plazo la situación es complicada porque "los que quisieran continuar con los tratamientos van a querer esperar un tiempo más".

La odontóloga y docente apuntó que la pandemia de coronavirus también complicó las actividades de posgrado con pacientes. "La semana pasada se postergaron algunas y la facultad de Odontología de la UBA suspendió hasta el 3 de abril las actividades clínicas que desarrollan alumnos de grado".

El Ministerio de Salud realizó recomendaciones, tomando en cuenta los lineamientos de la Organización Mundial de la Salud (OMS), para que cumpla el personal sanitario frente a casos sospechosos y confirmados de Covid-19.

Entre ellas, están la higiene de manos antes y después del contacto con todos los pacientes, el uso de barbijo especial, camisolín, guantes, protección ocular, cofia y botas en caso de tener contacto con personas sospechosas de estar contagiadas.

"En los consultorios privados hay que descontaminar desde que el paciente entra hasta que es atendido; todo el protocolo lleva un tiempo considerable", explicó Corvalán, quien detalló que a la persona "se le coloca cubrecalzados, alcohol en gel para la primera higiene de manos y una vez que se lo atiende, prácticamente sin hablar, todo el instrumental va a la lavadora ultrasónica y el material al autoclave".

El odontólogo Martín Sabio contó a Télam que no está atendiendo en su consultorio "porque los propios pacientes anularon los turnos al principio y luego para acatar la cuarentena", aunque mantiene el teléfono abierto para cualquier urgencia.

"Atendí urgencias por teléfono mirando fotos de la zona afectada pero por suerte todas se resolvieron bien con medicación", describió a Télam.

Sobre los recaudos en caso de necesitar recibir a una persona, indicó que "en primer lugar hay que descartar que el paciente tenga algún tipo de síntomas asociado al coronavirus y que no haya estado en contacto con infectados".

"Lo económico es el gran problema porque dependemos de que todos los pacientes mantengan su situación y decidan continuar con los tratamientos", expresó con preocupación y recalcó que "muchas veces la odontología deja de ser prioritaria para la gente".

En tanto, la odontóloga Laura Maiocco contó que desde el lunes, cuando se comenzó a hablar de la cuarentena optativa, canceló por dos semanas los turnos de su consultorio privado y aquellos que tenía en las clínicas donde trabaja.

"En el hospital público seguimos atendiendo como siempre con muchas restricciones, hacemos lo mínimo para solucionar urgencias graves", señaló en diálogo con Télam y aseveró que "cuando viene el paciente se le hace un cuestionario para saber si estuvo de viaje los últimos 15 días, si tuvo contacto con alguien que estuvo en el exterior antes de atenderlo".

Laura relató que los profesionales usan en el hospital camisolín, barbijo, cofia, guantes, antiparras y las máscaras, "que están pidiendo que las realicen aquellos que tienen impresoras 3D" para ser entregadas a los médicos, y precisó que "el promedio de pacientes diario era 70 u 80 y el martes pasado vinieron solo 10".

"Es preferible que, si no es una urgencia, no se acerquen a los hospitales", recomendó la profesional.

Innovación en tu mail
Suscribite a nuestro newsletter y recibí diariamente las últimas noticias en economía digital, start ups, fintech, innovación corporativa y blockchain.
Lo más leído
Te puede interesar